Publicidad

Los Tesla más antiguos podrían quedarse fritos por un problema en su memoria flash

Los Tesla más antiguos podrían quedarse fritos por un problema en su memoria flash
12 comentarios

Publicidad

Publicidad

Los Tesla gozan de una garantía de ocho años sin límite de kilometraje para la cadena cinemática como para la batería, pero no están exentos de fallos. Sin embargo, algunos de los Tesla Model S más antiguos estarían siendo afectados por un fallo en el que las pantallas no se encienden y la batería no carga. Y el responsable sería algo aparentemente tan sencillo como la memoria flash del sistema central de control del coche, el MCU.

En los últimos seis meses, varios dueños de Tesla más antiguos, esencialmente de Model S, aseguran estar experimentando problemas que tendrían su origen en la memoria flash incluida en el sistema central de control del coche, el MCU. Esta memoria, sencillamente, se acabaría desgastando provocando problemas a la hora de cargar el coche y haciendo que las pantallas del coche no funcionen.

El problema, según explican en Business Insider, reside en una memoria flash llamada eMMC, embebida en el MCU1, simplificando, vendría a ser la unidad central de control del coche. El almacenamiento flash es una forma de memoria para ordenados que se puede borrar y reprogramar eléctricamente para ayudar a un ordenador a realizar tareas de manera rápida y eficiente.

Tesla Model S cargando

A menudo se usa en ordenadores, unidades USB, cámaras digitales y hardware de red. Según varios profesionales de reparación, los Tesla están escribiendo registros en ese chip de memoria flash con tanta frecuencia que el chip deja de funcionar correctamente.

Jason Hughes es un especialista Tesla independiente y asegura haber ya arreglado más de una docena de MCU1 estropeados en el último mes. Hughes se dirigía directamente a Elon Musk para recordarle que debía arreglar ese fallo cuánto antes ya que “está matando a un gran porcentaje de esas unidades”.

Los límites de una memoria flash

Tesla Model Cargando

Rich Benoit, el hombre que susurraba a los Tesla, habla de este problema con Phil Sadow, otro especialista en Tesla, en uno de sus vídeos. Para Sadow el problema es que “Tesla crea tantos logs en el coche, los escribe tan rápido que básicamente los acaba quemando. Tienen un número finito de veces que se pueden reescribir”. Para Sadow, la cantidad de logs que están escribiendo una y otra vez es excesiva.

Sadow continua explicando que en ese caso, aunque el coche pueda seguir funcionando te quedas sin pantallas, y sobre todo, una vez agotada la batería, ya no la puedes cargar. Según él, estos problemas empiezan a aparecer después de los cuatro años de uso.

Tesla no ha publicado comunicado o nota de prensa al respecto, pero sí Elon Musk respondió al tuit de Hughes -que en el caso de Tesla, viene a ser lo mismo que una nota de prensa oficial-. En ese tuit, Musk aseguraba que la situación “debería estar mucho mejor en este momento”. Eso sí, no ha especificado qué medidas se habrían tomado para arreglarlo.

Evidentemente, no es algo afecte a todos los modelos de Tesla al cabo de los cuatro años de uso, pero sí es algo a tener en cuenta y que parece reptetirse de forma notable. En esos fallos habría que ver el patrón de recargas y de uso del coche y de sus diferentes sistemas. También son muchos los Tesla antiguos que no experimentan esos problemas, incluso hay uno que supera los 900.000 km.

En Motorpasión | Probamos el Tesla Model X P100D, porque ya no hace falta gasolina para ponerse a 100 km/h en 3,1 segundos | Probamos el Tesla Model 3: un interfaz demasiado complicado para un coche eléctrico más rápido que un BMW M3

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir