Compartir
Publicidad

El coche volador de PAL-V está aún más cerca, aunque sigue siendo igual de caro

El coche volador de PAL-V está aún más cerca, aunque sigue siendo igual de caro
7 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Si alguna vez en tu vida has soñado con tener tu propio coche volador con el que los atascos no sean más que un vago recuerdo del pasado deberías saber que PAL-V, la empresa holandesa que estaba trabajando en un proyecto de híbrido entre coche y girocóptero, ha dado el siguiente paso.

Los prototipos del PAL-V Liberty, que así se llamará finalmente, son plenamente funcionales y han cumplido con los requisitos de seguridad a nivel mundial y si te está empezando a llamar la atención te interesará que la licencia necesaria se consigue con un curso de 30 a 40 horas de entrenamiento. Aunque el mayor problema no es ese, sino su precio.

Los coches por fin podrán volar con PAL-V

Tan avanzado está el proyecto y tan seguros están de su viabilidad, que ya puedes reservar una de las unidades del PAL-V Liberty. Por el momento sólo están disponibles las Pioneer Edition, los primeros 90 modelos que tendrán un precio de salida de 599.000 dólares (unos 563.000 euros). Cuando estén colocadas estas primeras 90 máquinas, se presentará el modelo de acceso, el PAL-V Liberty Sport, con un precio de 400.000 dólares (376.000 euros).

Técnicamente, un girocóptero en su funcionamiento se parece más a un helicóptero que a un avión, aunque a diferencia de los helicópteros necesita coger algo de carrerilla para alzar el vuelo. El proceso de conversión de coche a girocóptero y viceversa lleva de cinco a diez minutos, la cosa no es tan fácil como darle a un botón y echar a volar. Hay que preparar los rotores y los timones.

Pal V Coche Volador 2

Con respecto al diseño de los prototipos precedentes, PAL-V está buscando que el producto definitivo se parezca más a un vehículo convencional, con una carrocería más de coche y sistemas de propulsión y navegación mejor integrados en modo carretera, es decir, recogidos.

La velocidad máxima circulando sobre el asfalto con las hélices recogidas será de 160 km/h y contará con una autonomía de 1.200 km teóricos con un motor de 200 CV y un consumo de 8,33 litros a los 100 km. Por el aire la autonomía bajará hasta los 400 km, pero claro, sin atascos.

Vía | PAL-V
En Motorpasión | Lilium Jet, la solución a medio camino entre avión y dron para evitar los atascos

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos