Publicidad

Segway eMoped C80: un pequeño ciclomotor eléctrico para conquistar la ciudad con hasta 85 km de autonomía

Segway eMoped C80: un pequeño ciclomotor eléctrico para conquistar la ciudad con hasta 85 km de autonomía
2 comentarios

Cada vez son más numerosas las propuestas alternativas de movilidad personal, como lo son los patinetes eléctricos, y entre ellas se incluye este Segway eMoped C80. Se trata de un ciclomotor puramente eléctrico cuyo precio arranca en unos 1.600 euros.

Este Segway eMoped C80 se ha financiado a través de una campaña de crowdfunding, o micromecenazgo en castellano, y ya ha conseguido recabar suficientes fondos para comenzar su producción: en el momento en el que se escribe este artículo llega a los 204.748 euros. Así, las primeras entregas están fijadas para noviembre, aunque de momento limitadas a Norteamérica.

Al tratarse de un ciclomotor, su ventaja respecto a los patinetes por ejemplo es que incorpora un asiento, por lo que es más cómodo en comparación a éstos y otras propuestas de Segway. Y en el caso de España podría conducirse con el carnet AM que puede obtenerse desde los 15 años.

Se puede arrancar y bloquear desde el móvil

Segway Emoped C80, ciclomotor eléctrico

El Segway eMoped C80 mide 1,59 metros de largo, 0,7 metros de ancho y poco más de un metro de alto, siendo su distancia entre ejes de de 1,15 metros y su peso de 55 kilos incluyendo la batería.

Un pequeño motor eléctrico de imán permanente, asociado a su rueda trasera y de 0,75 kW (1,02 CV) de potencia, mueve al Segway eMoped C80, permitiéndole alcanzar una velocidad de hasta 32 km/h aproximadamente. Así se convierte en un vehículo ideal para circular por ciclocarriles segregados y calles de 30 km/h.

Segway Emoped C80, ciclomotor eléctrico

Su propulsor toma su energía de una batería de iones litio de 1,15 kWh de capacidad (24 Ah y con voltaje de 48 V) que le confieren una autonomía que oscila entre los 76 y los 85 kilómetros.

Además, otro de sus puntos fuertes es que esta batería, que se ubica bajo el asiento, es extraíble, así que puede cargarse en cualquier lugar que disponga de una toma de corriente. Para ello la misma dispone de un cargador de 4 Ah.

A todo ello se suman bondades como que puede arrancarse mediante una app instalada en el móvil, encendiéndose cuando detecta que el conductor está cerca, además que también puede arrancarse con una tarjeta. Un sistema también pensado para el alquiler de vehículos alternativos en ciudad. Asimismo, una vez abandonamos el asiento, por defecto se bloquea a los tres segundos cuando deja de detectar al conductor.

De igual manera cuenta con limitador de velocidad y GPS, por lo que se puede localizar donde se ha aparcado aparcado a través de la app, además que también permite bloquearlo a distancia mediante la misma. Por último va equipado con luz de freno y faro frontal, ambos de tipo LED, así como frenos de disco en la rueda delantera y de tambor en la trasera. ¿Lo veremos por Europa?

En Motorpasión | Probamos la Mercedes-Benz EQV: una furgoneta eléctrica de lujo con hasta 482 km de autonomía, desde 79.084 euros

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios