Compartir
Publicidad
Publicidad

Un Toyota Camry, pace-car en la Daytona 500

Guardar
0 Comentarios
Publicidad

En 2012, la Daytona 500, la prueba más importante del calendario de la NASCAR y la que se encarga de subir el telón a la temporada, disputará su 54ª edición. A lo largo de esos más de cincuenta años, la NASCAR, como parte de la representación del poderío de la industria automotriz norteamericana, ha tenido en los distintos fabricantes estadounidenses, Ford, Chevrolet, Dodge, Pontiac, Buick...a sus principales protagonista, incluyendo una pieza tan esencial como el pace-car.

Pero el próximo año, por primera vez en la historia, un Toyota hará las labores de coche de seguridad. Más concretamente será un Camry, modelo presente en la NASCAR Sprint Cup Series. Esta decisión ya se conocía desde el pasado mes de agosto, pero con motivo del SEMA Show que se está celebrando en Las Vegas, la elección ha vuelto a la palestra.

Contrariamente a lo que se podría pensar, no será la primera ocasión que un vehículo no-norteamericano realiza esta labor. A leer que un Toyota realizaría esta labor me pregunté si sería la primera vez que esto sucedía y al encontrar la lista de pace-car en la Daytona 500, me encontré con una pequeña sorpresa.

En 1971, un Porsche (Audi) 914 fue el escogido. Un modelo curioso de ver en estas labores entre los Pontiac Le Mans, Chevrolet Camaro o Ford Torino. Como última curiosidad, Pontiac es la marca que más pace-car le ha dado a la Daytona 500 y su modelo, el Trans-Am el que más veces lo ha sido. Por contra, Ford y su querido Mustang, tan sólo lo ha sido en una ocasión, aunque ya con su modelo actual, lo fue en 2010.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos