Compartir
Publicidad

¿Se me ha metido algo en el ojo? Ah no, que los Fórmula 1 2018 llevan halo

¿Se me ha metido algo en el ojo? Ah no, que los Fórmula 1 2018 llevan halo
24 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Cuando ya casi nos habíamos acostumbrado -seamos positivos- a los F1 2018, va Mercedes y nos da un golpe de realidad con un vídeo de cómo se ve todo con el halo de por medio. Sabíamos que la ya conocida como "chancla" se había ganado muchos enemigos entre los pilotos. Pero hasta ahora, no nos habíamos podido poner en su lugar para juzgar por nosotros mismos.

El halo es resultado de un desarrollo llevado a cabo primero por el equipo Mercedes y luego por Ferrari -tras deshechar la idea del aeroscreen de Red Bull- para tratar de proteger la cabeza de los pilotos, que era hasta ahora la parte menos protegida. Su diseño triangular permite la visión por los laterales, pero el mástil central que lo ancla al coche, va a traer de cabeza a más de uno.

Los equipos ya han incluido su diseño en el simulador para que sus chicos puedan rodar con él y acostumbrase a las nuevas vistas que tendrán desde el cockpit este año. Y por el momento, a algunos parece que les funciona.

El halo en el punto de mira

halo-bottas-silverstone-mercedes-2018

Desde el primer momento, el halo ha estado en el punto de mira. Si bien desde la Federación Internacional de Automovilismo trataron de convencer a los pilotos permitiéndoles probar el sistema durante algunas sesiones de entrenamientos libres, más que ganar adeptos, sumó más detractores aún.

La mayoría de los que rodaron con él, se quejaron de los problemas de visibilidad que les creaba, en especial, en los cambios de nivel. Mercedes aprovechó la jornada de filming day en Silverstone para grabar una vuelta con la cámara on board y demostrar al mundo, por qué si por ellos fuese, prescindían de él.

En la presentación de su nuevo monoplaza, el Mercedes F1 W09 EQ Power+, Toto Wolff llegó a confesar que si le daban un motosierra, lo arrancaría de cuajo. Un poco agresivo, pero muy gráfico. Y ahora juzgad por vosotros mismos. ¿Es para tanto? Desde aquí, nos solidarizamos con Wolff.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos