¿Para cuándo la reedición del Senna-Prost?

¿Para cuándo la reedición del Senna-Prost?
Sin comentarios

La situación en Mclaren se va calentando por momentos. Y desde luego, si desde fuera se va alimentando la rivalidad, pues esto no hará más que arder más deprisa de lo que debería. Porque creo que cada vez está más claro que tarde o temprano la situación explotará. Hamilton y Alonso son una pareja de ensueño, como lo eran Senna y Prost, pero lo único que falta para reeditar la mítica rivalidad es el equivalente al GP de San Marino de 1989, carrera en la que empezó abiertamente la guerra entre Senna y Prost.

Para refrescar memorias, tras un 1988 en el que un recién llegado al equipo McLaren, Ayrton Senna, se proclamó Campeón del Mundo por delante de su más experimentado y táctico compañero, Alain Prost, en el seno de McLaren se inició la temporada 1989 con un pacto de caballeros: sus dos pilotos no lucharían en las primeras fases de la carrera. Pues bien, en Imola, ese 1989, Senna no hizo caso en absoluto de ese pacto y en la resalida del Gran Premio se lanzó a por Prost y le hizo un adelantamiento como el que hubiera hecho a cualquier otro rival. El brasileño ganó esa carrera, y a partir de ahí la guerra empezó, y se podría decir que ya no acabaría nunca.

¿Y a qué viene esto? Pues bien, viene a raíz de las ya conocidas declaraciones de Fernando Alonso, en las que lanza un tiro como la copa de un pino: "Desde el primer momento no he estado cómodo del todo. Estoy con un compañero inglés, en un equipo inglés, que lo está haciendo genial y sabemos que todo el apoyo del equipo y todas las ayudas son para él". Bueno, para ser las primeras declaraciones delicadas en relación a su compañero no están mal del todo. A ver cómo evoluciona esto. No obstante, Alonso lo tiene muy claro: "Tengo que concentrarme en ir más rápido, no sólo que mi compañero, sino que todos los demás pilotos". Y respecto a uno de los temas del fin de sema, el accidente de Kubica, Fernando reconoce que llegó a temerse "lo peor": "Lo vi por las pantallas de televisión y pensé que podía haber sido muy serio, que pudimos tener una tarde dramática, porque cuando chocas contra un muro a 290 por hora cualquier cosa puede suceder a pesar de las medidas de seguridad".

Este fin de seman, en Indianápolis, un nuevo capítulo de lo que promete ser un duelo de titanes. Y yo sinceramente, tengo la sensación que sólo falta un pequeño detalle, una mínima maniobra polémica, para que todo esto estalle. Entonces sí que veremos de qué pasta están hechos Hamilton y Alonso.

Vía | El Mundo Deportivo

Temas
Comentarios cerrados
Inicio