Compartir
Publicidad
Publicidad

Monza, última cita europea del WTCC

Monza, última cita europea del WTCC
Guardar
0 Comentarios
Publicidad

El Mundial de Turismos se despide de Europa en el templo de la velocidad. Monza vivirá un nuevo episodio de un mundial tan entretenido como siempre y que por el momento no tiene nada decidido. Tras Imola, algunas cosas quedaron un poco más claras. SEAT está manteniendo una regularidad total, tanto por el coche como por los pilotos, ausente en el pasado. Chevrolet sigue siendo candidato a...nada y BMW tiene que replantearse muchas cosas de cara a 2009.

A falta de tres pruebas el mundial de pilotos tiene un nombre propio, Yvan Muller, y el de marcas, salvo catástrofe, el color amarillo de SEAT Sport. El francés se está sacando la espinita del pasado año. Perder un mundial cuando está en tu mano, a falta de una vuelta y encima entregándolo directamente a su máximo rival tiene que marcar mucho. La diferencia en la clasificación no es definitiva (12 puntos a falta de 60 por disputar) pero su máximo rival, Gabrielle Tarquini, no está dando muestras de poder arrebatar el título. 10 puntos en las últimas ocho carreras se antojan como pocos para alguien que a comienzos de temporada parecía que iba a arrasar.

Ryckard Rydell y Robert Huff se han sumado a la lucha tras la cita de Monza. Aunque ambos aún están demasiado lejos como para que Muller se sienta amenazado. Los buenos resultados del británico de Chevrolet le han convertido en la única alternativa a SEAT. De BMW mejor ni hablar. Priaulx, a pesar de llevar en los primeros puestos gran parte de la temporada, está perdido en posiciones del medio del pelotón. Lugar en donde adelantar se convierte en una batalla de chapa con consecuencias no siempre positivas.

A tener en cuenta los buenos resultados de James Thompson en Monza. El británico le está sacando el jugo al "nuevo" Accord. Los kilos de menos por reglamento del modelo japonés y la ausencia de lastre por sus malos resultados anteriores le dan una velocidad punta por encima de casi todos.

En la clasificación de independientes, los pilotos de Proteam dominan con mano de hierro la clasificación. Y sobresaliendo entre ellos, el español Sergio Hernández. Trece puntos de diferencia sobre su compañero D'aste no son definitivos pero si vemos la trayectoria del piloto de BMW que se haga con el mundial sólo es cosa de tiempo.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos