Compartir
Publicidad

Kimi Raikkonen, de mal en peor

Kimi Raikkonen, de mal en peor
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Kimi Raikkonen es uno de los pilotos más criticados últimamente, y sus últimas actuaciones no hacen pensar que esto vaya a cambiar. No en vano, estamos hablando del vigente Campeón del Mundo, y todos esperamos mucho más de él, pero la realidad es que culpa suya o no, Kimi ha entrado en una espiral negativa de resultados que parece no tener fin.

¿Es un problema de motivación? Sinceramente, no lo sé, pero vaya, son muchos los que apuntan a que, tras el Gran Premio de Hungría del año pasado, Kimi estaba a 20 puntos de Hamilton, y acabó proclamándose campeón en Brasil. Este año la distancia era de 5 puntos, y eso que en teoría estamos viendo un Kimi "malo". Pero el problema no está en la distancia de puntos, que ahora ya son 13 respecto a Hamilton.

Parece que cuando no es el propio piloto el que falla, algún problema se cruza en el camino del finlandés para desgraciar su carrera. Esa mala suerte que siempre ha sido una de las constantes en la carrera de Kimi Raikkonen, que si en McLaren tenía fama de rompecoches, en esta temporada ha ampliado el abanico de problemas.

Vale que Kimi Raikkonen no está calificando nada bien, y ese es un handicap importantísimo, pero es que la lista de incidentes que acredita este año es para preocuparse: el retraso del montaje de sus gomas en la parrilla de Mónaco, embestido por Hamilton en el semáforo de Canadá, la rotura de un escape en Magny Cours... Y hoy, dos más para la lista: salir antes de tiempo en un pit stop que le ha costado perder la posición hasta con Jarno Trulli (y a su mecánico ser llevado de urgencia al hospital), y poco más tarde, romper el motor de su Ferrari.

Cada vez queda menos para que el Mundial llegue a su fin, y si Kimi no espabila, en Ferrari no tardarán demasiado en apostar definitivamente por Felipe Massa como su puntal para luchar por este título. Ahora Massa aventaja a Kimi por 7 puntos, pero llega Spa, un circuito en el que Kimi siempre lo hace muy bien. Si Kimi falla en Spa, será la señal ínequívoca de que el problema es algo más que la mala suerte.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos