Publicidad

Eau Rouge, la curva más famosa del mundial, puede volver a ser un reto

Eau Rouge, la curva más famosa del mundial, puede volver a ser un reto
4 comentarios

Publicidad

Si hay una curva en todos los trazados del campeonato del mundo de Fórmula 1 que se ha ganado el cariño y reconocimiento de todos los aficionados a este deporte esa es sin lugar a dudas la conocidísima Eau Rouge, a la que los pilotos se enfrentarán nuevamente este fin de semana con la disputa del Gran Premio de Bélgica.

Pero no nos engañemos: Eau Rouge hace ya unos años que se ha convertido en una curva más para los pilotos. Bonita, espectacular y única en el campeonato, pero que podía negociarse sin problemas a fondo, algo impensable hace unos cuantos años, en los que mantener el pie en la tabla al paso por ella estaba reservado para verdaderos valientes.

Al parecer, sin embargo, los nuevos monoplazas pueden recuperar ese reto que siempre ha supuesto Eau Rouge para los pilotos de Fórmula 1, pues las bajas cargas y altas velocidades que están demostrando tener estos coches de Fórmula 1 volverán a poner a la archiconocida curva en el lugar que siempre ha estado: una curva de echarle narices.

Desde luego, sería una gran noticia que eso volviera a ser así. Siempre es necesario tener en el calendario esas curvas que "separan a los hombres de los niños", como dijera el gran Alain Prost de la propia Eau Rouge. Y, por qué no decirlo, a los buenos coches de los normalitos. Para poder mantener el pie a fondo hoy en día en curvas de ese estilo, el agarre que genera el monoplaza tiene bastante que decir, y no todo son "narices".

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir