Contenidos contratados por la marca que se menciona

+info

Recorrido pieza a pieza a través de todo un WRC apto para la carretera

Recorrido pieza a pieza a través de todo un WRC apto para la carretera
2 comentarios

Publicidad



image


Sigue a Toyota

Recibe novedades de Toyota

Facebook Twitter Youtube

Lo mejor

La historia del automóvil está repleta de máquinas míticas, coches que han hecho ─y todavía hacen─ soñar a los aficionados. Muchos de esos coches nacieron con un objetivo muy concreto y da la casualidad que ese objetivo es común en muchos de ellos. Hablamos de los “coches de homologación”, versiones puestas en circulación para cumplir con las normativas de determinados campeonatos y servir de base para las versiones de competición.

Por lo general, esas ediciones especiales solían y suelen presentar cambios especialmente ideados para tener una ventaja a la hora de competir: mayores entradas de aire, motores más potentes, suspensiones específicas… Características que en las carreras permiten mejores prestaciones y en producción hacen volar la imaginación de los fanáticos, además, claro está, de ofrecer unas prestaciones espectaculares. Coches como el Toyota Celica GT-Four, deseado por muchos amantes de los rallies, y, por si alguien no se había enterado, coches como el nuevo Toyota GR Yaris.

La creación del Toyota GR Yaris responde únicamente a exigencias de la competición. Su desarrollo se ha llevado a cabo con la colaboración de Tommi Makinen Racing partiendo desde cero y se presenta como el segundo vehículo “adornado” con el sello de Gazoo Racing tras el Toyota GR Supra, que, por cierto, pudimos probar a finales de 2019 y todavía estamos saboreándolo. Esperamos poder echarle el guante a este especialísimo Yaris, pero, por ahora, vamos a conocerlo a fondo.

Plataforma específica y nuevo sistema de transmisión

Toyota Gr Yaris 3

Desde que Toyota se propuso recuperar la deportividad que sus modelos tuvieron antaño, han tirado la casa por la ventana. Ya dieron un primer paso con el Yaris GRMN, un pequeño “balín” del que solo llegaron a España cinco unidades, confirmando el regreso a los deportivos con el GR Supra. El Toyota GT86 sigue siendo un coche para puristas que impidió que la marca saliera totalmente del segmento de los coches pasionales.

Con el GR Yaris van un poco más allá y han creado un automóvil espectacular por imagen, pero también por cifras. Ya no es un pequeño “balín”, es una bala de cañón que se lleva por delante a casi todos los rivales de la categoría. De entrada, cuenta con una plataforma específica formada por dos mitades. Por un lado, la parte delantera de dicha plataforma procede de la GA-B, la usada por el nuevo Toyota Yaris, al tiempo que la trasera procede de la plataforma GA-C, la de coches como el Toyota Corolla y el Toyota Prius.

Toyotagryaris13

Logra una gran flexibilidad en el reparto de par y mayor eficacia tanto en curva como en aceleración

La creación de esta plataforma era necesaria para la implementación de unas suspensiones específicas y no vistas en el resto de versiones del Yaris, así como un nuevo sistema de tracción total denominado GR Four. Así, la suspensión delantera del Toyota GR Yaris es tipo McPherson, mientras que la trasera prescinde de la barra de torsión y adopta un esquema de doble triángulo, mucho más eficaz y necesario para poder equipar una transmisión a las cuatro ruedas.

Un sistema de tracción total completamente nuevo, muy sencillo y ligero, pero muy eficaz. Emplea relaciones de multiplicación ligeramente distintas para cada eje y permite un rango teórico de distribución que va del 100-0 (todo delante) al 0-100 (todo detrás). De esta forma, se logra una gran flexibilidad en el reparto de par y mayor eficacia tanto en curva como en aceleración. También incluye tres programas que puede activar el conductor: Normal, con una distribución de 60:40; Sport, con distribución 30:70 y Track, con ajuste al 50% en cada eje y enfocado a circuito.

Se puede optar al llamado Pack Circuit, que monta diferenciales delantero y trasero de tipo Torsen, suspensión con diferente puesta a punto y llantas forjadas (de serie son de fundición) con neumáticos Michelin Pilot Sport 4S en medidas 225/45 R18.

Carrocería específica y motor casi de carreras

Toyota Gr Yaris 6

Una de las cosas que más llama la atención del Toyota GR Yaris es su aspecto. Tiene una imagen potente, rotunda, no esconde en ningún momento sus intenciones se mire desde el ángulo que se mire. Las aletas están claramente sobredimensionadas, el frontal destaca por la enorme boca en la zona baja del paragolpes y por ser totalmente distinto al resto de la gama, mientras que en la zaga no se puede evitar mirar los dos terminales de escape, uno a cada lado del difusor.

El resto de la carrocería tampoco pasa desapercibida, sobre todo teniendo en cuenta que se trata del único Yaris que tendrá solo tres puertas. Pero hay más cosas que no se ven, como los materiales empleados en su fabricación. El techo se fabrica con un nuevo polímero de fibra de carbono que se moldea por compresión, mientras que capó, puertas y portón trasero se hacen con aluminio. Esto posibilita que el peso total del conjunto se quede en 1.280 kg, logrando una relación peso-potencia de 4,9 kg/CV. 

El corazón es casi de competición: un bloque de 3 cilindros y 1.618 cc, necesario para cumplir con la homologación de la categoría R5

Además, las medidas también son totalmente diferentes. Suma 55 milímetros más de longitud (hasta 3.995 milímetros), 60 milímetros más de anchura (hasta los 1.805) y resta 10 milímetros de altura (hasta los 1.460 milímetros).

Bajo el capó se esconde el corazón, casi de competición. Se trata de un bloque de tres cilindros y 1.618 centímetros cúbicos, necesario para poder cumplir con la homologación de la categoría R5. La alimentación corre a cargo de un sistema de inyección doble (directa e indirecta) y un turbo single-scroll con rodamiento de bolas. 

Tiene cuatro válvulas por cilindro, refrigeración por multiinyección de aceite para los pistones y una caja de cambios manual de seis relaciones, que se encarga de bregar con 192 kW (261 CV) y 360 Nm de par. En Japón, por el contrario, se anuncia nada menos que 200 kW o, dicho de otra forma, 272 CV, para el Toyota GR Yaris RZ.

Nuevo centro de producción en Motomachi

Toyota Supra Toyota Yaris Gazoo Racing

El nuevo Toyota GR Yaris es un coche especial, muy especial. No solo por su configuración, por su talante especialmente racing o por su objetivo de ser “coche de homologación”, es un modelo especial por lo que significa para la marca. Es la más clara demostración del regreso de la firma japonesa a los coches deportivos y además, no lo hace en edición limitada, el GR Yaris es un coche de gran producción y no habrá que salir corriendo a por uno al concesionario.

De todas formas, resulta un coche tan fuera de lo común que la marca ha establecido un nuevo centro de producción en la planta que tiene en Motomachi. Allí, hay una línea especial que está dedicada a la fabricación de los deportivos de Gazoo Racing que, en lugar de tener la tradicional cinta transportadora, las zonas de carrocería y ensamblaje comprenden una serie de puestos conectados mediante vehículos automatizados.

También requiere de una producción especial, con un gran número de procesos manuales para los cuales, es necesario un equipo de profesionales especializados y altamente cualificados. Así, es posible alcanzar la precisión que necesita un coche con el Toyota GR Yaris. La línea de montaje de Motomachi, con sus nuevos métodos, facilita hacer frente a una producción de bajo volumen sin que la productividad se vea afectada.


Para rematar, Fernando Alonso, piloto de Toyota en el Mundial de Resistencia y en el Dakar, además de ser dos veces Campeón del Mundo de Fórmula 1, pudo disfrutar de unas vueltas en circuito el pasado mes de diciembre. Fue en Estoril, bajo unas condiciones muy complicadas, ya que llovía sin parar y la pista estaba empapada. Aun así, salió encantado con el coche.

Publicidad

También te puede gustar

Inicio

Explora en nuestros medios