Compartir
Publicidad
Publicidad

Toyota, Nissan, Honda y Mitsubishi invertirán en la infraestructura de recarga en Japón

Toyota, Nissan, Honda y Mitsubishi invertirán en la infraestructura de recarga en Japón
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

¿Qué puede ayudar a vender más coches eléctricos? Que haya una infraestructura de recarga mayor, que sea más fácil encontrar un enchufe donde recargar el coche en la calle o en un aparcamiento, y que sea más práctico y seguro tener un coche eléctrico.

¿Cómo pueden ayudar los propios fabricantes? Poniendo ellos los puntos de recarga. Es así de simple. Sobre todo porque la actual situación económica hace que las administraciones públicas hayan frenado drásticamente la inversión, en algunos sitios más, en algunos sitios menos, para la instalación de puntos de recarga.

Mitsubishi enchufado

Así que ni cortos ni perezosos los fabricantes, primeros interesados en que sea más fácil vender coches enchufables, han decidido invertir dinero en infraestructuras. Ahí están los casos de Nissan, y los 400 puntos de recarga rápida que ha instalado gratis en Europa, la estrategia de BMW para instalar puntos de recarga en el Reino Unido, o la apuesta de Tesla Motors para expandir su red de estaciones de supercargadores en los EE.UU., red propia de la marca.

En este caso los fabricantes japoneses Toyota, Nissan, Honda y Mitsubishi, que ya están vendiendo algún tipo de coche enchufable, ya sea híbrido enchufable, ya sea 100% eléctrico, han decidido juntarse y colaborar para el desarrollo de una red de puntos de recarga por Japón.

En este caso parte de los costes serán asumidos por las propias marcas, y otra parte se cubrirá con subsidios del gobierno, así como la aportación de empresas que ya están ocupándose de las infraestructuras de recarga.

Nissan enchufado

El dato un tanto curioso, a ojos de un español, es que la red de recarga en Japón cuenta ya con unos 1.700 puntos de recarga rápida, pero aún así se considera insuficiente. Lo cierto es que en Europa hay muchos menos.

El acuerdo contempla además que la red de recarga debe estar integrada a nivel nacional, para que la instalación esté coordinada, y se cubra eficiente y racionalmente el territorio. Además sea el punto de recarga de la empresa que sea, se utilizará una sola tarjeta para desbloquearlo y usarlo.

Así se instalarán puntos de recarga normal en los aparcamientos de centros comerciales, tiendas y restaurantes, mientras que se instalarán puntos de recarga rápida en áreas de servicio y gasolineras en torno a las autovías.

El objetivo es aumentar el número de puntos de recarga normal públicos de aproximadamente 3.000 a 8.000, y el número de puntos de recarga rápida de aproximadamente 1.700 a 4.000.

En Motorpasión Futuro | Portugal: puntos de recarga cada 130 km

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos