Compartir
Publicidad

Este Bugatti Chiron de LEGO a tamaño real tiene más de un millón de piezas y... ¡se puede conducir!

Este Bugatti Chiron de LEGO a tamaño real tiene más de un millón de piezas y... ¡se puede conducir!
16 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Cada vez es más habitual ver reproducciones de LEGO de diversos automóviles, pero este Bugatti Chiron de las imágenes es el primero que LEGO Technic fabrica a tamaño real, y que además se puede conducir. Recurre nada menos que a más de 1 millón de piezas, y pesa 1,5 toneladas.

El modelo, capaz de moverse por sí mismo, recurre al sistema de propulsión de la plataforma LEGO Power Function, e incorpora un total de 2.304 motores eléctricos y 4.032 engranajes de LEGO Technic. En total, este Chiron ofrece una potencia de unos 5,3 CV y un par máximo de 92 Nm.

"Este modelo a escala real es el primero de su especie en muchos aspectos y, con él, queríamos traspasar los límites de nuestra propia imaginación. Nuestros diseñadores e ingenieros de la factoría de Kladno, en República Checa, han hecho un gran trabajo recreando las formas del Chiron y permitiendo que se pueda conducir", afirma Lena Dixen, vicepresidente de producto y marketing del Grupo LEGO.

Bugatti Chiron de LEGO a tamaño real
Bugatti Chiron de LEGO a tamaño real

Un "juguete" único (y espectacular)

Según el fabricante danés de juguetes, a cierta distancia el Chiron creado con piezas de LEGO apenas se distingue de uno auténtico, aunque de cerca es claramente visible la estructura exterior del modelo, conformada por miles de pequeñas piezas. El interior, además, también cuenta con asientos, volante, salpicadero, etc...

LEGO asegura que para su construcción, que ha llevado unas 13.438 horas de desarrollo y montaje, se han utilizado 339 tipos de piezas LEGO Technic -y nada de pegamentos-. La marca estaca la presencia de un alerón trasero funcional, un velocímetro real, luces delanteras y traseras, un volante que además es extraíble, un pedal de freno y, bueno, neumáticos auténticos.

A pesar de la hazaña de ingeniería que supone el coche, todavía quedaba comprobar si efectivamente el coche era capaz de moverse o no, por lo que se llevó a la pista de pruebas de Ehra Lessien, en Alemania, lugar donde se probó originalmente el Bugatti Chiron de verdad.

Bugatti Chiron de LEGO a tamaño real
Bugatti Chiron de LEGO a tamaño real

En este caso la velocidad máxima alcanzada por el piloto Andy Wallace, múltiple campeón de Le Mans y Daytona, fue 400 km/h inferior a la del Chiron, es decir, 20 km/h, en lugar de los 420 km/h que puede alcanzar la bestia de Bugatti.

Ahora bien, hay que admitir que existe una gran diferencia entre los 1.500 CV del original y los 5,3 CV de esta réplica de LEGO, sobre todo teniendo en cuenta los 1.500 kilogramos que pesa el "juguetito". No te lo pierdas en movimiento, en vídeo.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio