¿Qué vas a ser cuando seas un apasionado conductor…jubilado?

¿Qué vas a ser cuando seas un apasionado conductor…jubilado?
22 comentarios

Motorpasión nació como una publicación de motor con una doble función, por un lado servir como referencia siendo una fuente de información para los apasionados de la conducción y por el otro, captar a esos escépticos del automóvil y meterles la gasolina en las venas con nuestros artículos.

El objetivo final de nuestra publicación es claro, conseguir una comunidad en la que todos sintamos pasión por el automóvil, y esa se materialice de diversas formas. Los años pasarán leyendo Motorpasión y poco a poco tendremos una comunidad de apasionados conductores jubilados. Así que ¿te has planteado alguna vez cómo será tu jubilación en relación con el automóvil?

En muchos casos, por suerte nuestra salud nos permitirá seguir haciendo lo que más nos gusta, estar al día de las novedades del sector a través de la web, ya sea en formato ordenador o en formato tablet, y lo que es más importante de todo, seguir conduciendo. Bajar al garaje cada día para escaparse con el coche a dar una vuelta es uno de esos pequeños placeres que muchos no queremos perder con la llegada de la jubilación. Pero hay muchas más planes.

Coleccionista de clásicos

Muchos de nuestros lectores nos cuentan a través de los comentarios, los mails que nos escriben o los contactos a través de las redes sociales que van comprando cacharros viejos, en ocasión coches con valor más sentimental que real, que van guardando en el garaje para disfrutar “algún día”.

Ese día puede llegar cuando te alcance la jubilación, ya que entonces dispondrás de todo el tiempo del mundo para disfrutar de esos coches que ya serán clásicos en la mayoría de los casos.

Retroprueba 28a 08 3

Dedicar tu tiempo a las tareas administrativas (impuestos de matriculación, seguros, permisos de circulación, ITV´s, etc), a restaurar y arreglar esas pequeñas partes del coche que todavía no están en perfecto estado o buscar ese coche que siempre quisiste tener en tu colección es tal vez una de las formas de jubilarse manteniendo al pasión por el automóvil más atractivas de cuantas se nos ocurren.

Gentleman Driver

Los que lleguen a la jubilación en mejor estado de forma y con la cartera más repleta, pueden cumplir el sueño de todo petrolhead, ser piloto de carreras. Esos pilotos de edad más avanzada se llaman en el mundillo Gentleman Drivers, y en algunos campeonatos son mayoría habituales de las parrillas de salida.

Para ser un Gentleman Driver no es necesario gastarse una fortuna, ya que en muchas categorías y en muchos campeonatos de mayor o menor relevancia existen estas figuras. La clave está en que estos pilotos normalmente forman equipo con otros pilotos profesionales retirados a quienes pagan por correr con ellos compartiendo coche. Así pues, la mayor parte de los Gentleman Drivers compiten en carreras de resistencia, las únicas en las que se suele formar equipo con varios pilotos.

Jarama Vintage Festival

Ser Gentleman Driver no supone sólo pagar por correr. También hay que mantenerse mínimamente en forma, preocuparse por cómo vas a decorar el casco o aprenderte mínimanente los trazados para que la primera vez que salgas a pista no estés más perdido que Francisco Nicolás en la asamblea de Podemos.

No lo neguemos, la adrenalina que provoca llegar en un coche de carreras a la frenada de la primera curva de una carrera se siente igual con 18 que con 67 años y es algo que cualquiera de vosotros que no lo haya hecho aun debe hacerlo antes de que sea demasiado tarde.

Viajero del Imserso automovilístico

Hace un par de semanas, cuando estaba visitando el Museo Porsche en Stuttgart, ví que en la puerta se agolpaban unos cuantos jubilados con mochila que querían entrar al museo. Los lunes están cerrados, y nosotros estábamos teniendo el privilegio de asistir a un pase privado sólo para nosotros.

Porsche Carrera 6

Cuando vi a esos hombres, me surgió la idea de ser un jubilado viajante del Imserso automovilístico. Me explico. ¿Quién no ha soñado alguna vez con visitar los museos de todas las marcas de coches alemanas? ¿Nunca has pensando en visitar Maranello?

Pues cuando comience tu jubilación, tendrás todo el tiempo del mundo para hacer todas esas visitas que tienes pendientes desde hace años, y además te beneficiarás en muchos casos de descuentos en las entradas a los museos e incluso en los vuelos.

Yo ya tengo mi lista de viajes de jubilación preparada: Indianápolis, Pikes Peak, Daytona, Bonneville en Norteamérica, Nürburgring Nordschleife, Spa Francorchaps, Maranello, San Cesario sul Panaro para visitar la fábrica de Pagani y por último escaparme hasta Monza para dar unas vueltas a un trazado del que todo el mundo habla maravillas.

Temas
Comentarios cerrados
Inicio