Compartir
Publicidad
Publicidad

¿Y después de Fernando Alonso, qué?

¿Y después de Fernando Alonso, qué?
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

De vez en cuando os acercamos alguna columna de opinión que podemos leer en la red de redes. Javier Rubio y sus maravillosas historias son un habitual y hoy quiero hacer hueco a este editorial que Luis Fernández ha publicado en Sportlifepress. A su vez, me va a servir para dar las líneas maestras de mi propia columna.

Hoy por hoy los aficionados españoles al automovilismo no podemos estar más contentos. Tres pilotos titulares en la Fórmula 1, dos probadores y una escudería; un piloto oficial en el mejor equipo del Mundial de Rallyes, Dani Sordo; otro que destaca en la nueva Copa S2000, Xevi Pons. Hasta este año teníamos al equipo bicampeón del WTCC y que en 2010 de la mano de SR Sport volverá a ser la referencia. ¿Sigo?.

Dani Clos y esperamos que Javi Villa en la GP2; un talento innnato en las F3 Euroseries, Roberto Merhi y otro debutante con grandes miras, Daniel Juncadella. Por tener, tenemos hasta jóvenes pilotos con mucho talento que no tienen un volante asegurado en 2010 como le pasa a Daniel Campos-Hull. Tenemos pilotos en USA como Adrián Campos Jr y Carmen Jordá. Y siguiendo con padres e hijos, tenemos a Carlos Sainz y a Carlos Sainz Jr

Y no, no me olvido. Tenemos al vigente campeón de las 24 horas de Le Mans, Marc Gené (aunque ya le haya nombrado más arriba) y tenemos a uno de los mejores pilotos de la resistencia en la actualidad, Antonio García. Por tener, tenemos hasta un piloto en el DTM, Miguel Molina. Algo que hasta hace nada nos podía sonar a chino. Está Antonio Albacete, Germán Sánchez, Sergio Hernández, Félix Porteiro, Bruno Méndez, Celso Míguez o Víctor García. No me olvido de Borja García, Marcos Martínez-Ucha, Adrían Vallés o María de Villota, Miki Monras o Albert Costa…y seguro que me olvido de otros muchos.

La plantilla de pilotos que tiene España es tan rica y tan amplia que nosotros, los que nos inyectamos automovilismo cada día, deberíamos pellizcarnos cada día para darnos cuenta si es verdad o no. Casi en cada categoría podemos seguir a uno de los nuestros. Además en los últimos años, España se ha ido llenando de grandes circuitos para poder disfrutar de los deportes del motor. Monteblanco, Jérez, Almería, Cartagena, Albacete, Cheste, Jarama, Motorland, Los Arcos, Montmeló, Calafat, Castellolí, Alcarrás, Kotarr, Guadix, Ascari…y aquí también me dejo alguno

Aún así, de poco o nada sirve. En nuestro país no hay nada más allá de la Fórmula 1. Y por desgracia tampoco hay mucho detrás de Fernando Alonso. Es lógico. El asturiano es el Rey Sol del automovilismo de nuestro país, y como tal, la prensa le dedica y otorga todo su espacio. Estoy orgulloso de tener un bi-Campeón del Mundo español, pero también lo estoy de que Hispania Racing F1 Team porte la bandera española a pesar de que gran parte de la plantilla no pueda ni entender nuestro idioma.

En los últimos años, programas como el del RACC en los rallyes o el programa de Joves Pilots del Circuit de Catalunya (en el fondo es lo mismo), el Aeroport de Castelló o la Comunitat Valenciana, por poner algunos ejemplos claros se han encargado de apoyar a jóvenes pilotos. Pero ya sabemos que el patrocinio está relacionado con la repercusión mediática. Sin aparición en los medios, muchos de estos pilotos no tendrán futuro.

Me quedo con la frase de Luis Fernández en la que afirma que a Carlos Gracia, presidente de la Real Federación Española de Automovilismo lo único que le interesa es salir en fotos y a calentar el sillón en la FIA. Ahora mismo el Sr Gracia no podrá estar más contento, pero si quiere seguir disfrutando de los éxitos debería pensar en que el futuro sin el asturiano no está lejos. Fernando Alonso ya dijo que Ferrari sería su última escudería. Por suerte tenemos la sucesión casi asegurada, pero estamos viendo que para que la Fórmula 1 triunfe en España, necesitamos a un piloto ganador. Recordamos cuanta gente seguía la Fórmula 1 el año pasado. Ha sido llegar a Ferrari y volver a pensar en victorias y todo el mundo vuelve a aficionarse.

Hay que aprovechar las ventajas que este tirón extra tiene. Aprovechar que todo el mundo está enganchado al mundo motor para hacer que se queden más allá. Seguro que muchos de vosotros habéis estado un sábado por la tarde durante el Gran Premio de España en el Circuit de Catalunya. ¿Cuánta gente se queda en la grada para ver la carrera de GP2 o la de la Fórmula BMW? Y en ambos con tres representantes españoles en la parrilla.

No, lo que no es Fórmula 1 no interesa, pero no lo es por puro desconocimiento en muchos casos. Telecinco debería saberlo y La Sexta también. Pero claro, hoy tenemos los derechos de la Fórmula 1 y nos interesa el motor. Mañana no, y nos olvidamos hasta de quién era Fernando Alonso. Así nos luce el pelo. Bueno, a algunos no.

Vía | Sportlifepress

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos