Compartir
Publicidad
Publicidad

Mis 24 horas de Le Mans 2014

Mis 24 horas de Le Mans 2014
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Tras la victoria del pasado domingo, desde la cuenta twitter oficial de Audi en España (@audispain), preguntaban por algún calificativo para las 24 horas. Como con uno sólo es complicado de definir yo decidí ofrecerles una pequeña lista. Hoy, doy un paso más y buscamos 24 calificativos para unas 24 horas de Le Mans que no podemos calificar de otra forma que extraordinarias.

Pero las 24 horas de Le Mans de 2014 han sido espectaculares, emocionantes, crueles, precisas, sorprendentes, insomnes, fascinantes, magníficas, dramáticas, veloces, emotivas, asombrosas, excepcionales, inigualables, únicas e inimaginables, sensacionales, sublimes, maravillosas, brutales, implacables, reales, magistrales y como siempre, eternas.

Audi volvió a demostrar que la preparación es fundamental si se quiere ganar una cita como Le Mans. Y aún así, vivió en sus propias carnes como un problema puede acabar con tus opciones. Los problemas matutinos de los turbos de los Audi R18 e-tron quattro de las dos unidades en pista nos dicen que hasta el rabo, todo es toro. El baile de líderes en esos momentos había que no tuviésemos claro quien se iba a hacer con la victoria, aunque tuviéramos claro que Audi se iba a llevar el gato al agua.

El fracaso, con mayúsculas, de Toyota

Toyota

Por ello, otra de las cosas que deberían haber aprendido en Toyota es que para ganar Le Mans, un programa de tres coches es fundamental. Audi perdió, sin comerlo ni beberlo, una unidad en los primeros compases. Quizás por pilotos era la más débil, aún así, era una bala. En 24 horas muchas cosas pueden pasar y buena parte de las mismas están fuera del control. Un accidente, un defecto en el cableado, un turbo, un pinchazo...Grandes y pequeñas cosas que pueden acabar con las opciones o al menos limitarlas. ¿Quién nos iba a decir que tras pasar un buen rato en boxes, el segundo Toyota iba a acabar en el podio?

Toyota lucha por ser el mayor fabricante del planeta, la excusa del presupuesto no nos vale. Para ganar Le Mans, hay que poner toda la carne en el asador y Audi lo demuestra a la perfección incluyendo un despliegue en la cita que hace que la repercusión mediática de sus victorias recorra todo el planeta varias veces. Porque no hay que olvidar que el objetivo de ganar las 24 horas de Le Mans, y de la competición, es vender coches, muchos coches.

Porsche da el primer paso

le-mans-24h-race-1.jpg

Tercera en discordia, Porsche inició el camino en el que debe recuperar el cetro de Le Mans. El primer paso ya está dado y durante varias ocasiones, llegaron hasta a liderar la carrera. Quizás siendo sinceros, en ningún momento pareció que el Porsche #20, el #14 sufrió problemas a las primeras de cambio, pudiera luchar por la victoria. La falta de ritmo era más que evidente y tanto de coche como de pilotos, Mark Webber aún está verde, tienen que trabajar duro de cara al año que viene.

Es por ello, que el trabajo que les espera en Porsche por delante es mucho. Audi es hoy por hoy muy superior en cuanto a estructura y pilotos. Por su parte, Toyota ha dado un nuevo paso adelante, que ahora necesitan confirmar.

Los otros puntos de interés

Le Mans

Aunque nos fijemos en los LMP1 y su lucha por la conquista de la clasificación absoluta, no podemos obviar otros de los grandes puntos de Le Mans. Mención obligatoria necesita el magnífico cuarto puesto de Rebellion Racing con su neonato el R-One. El equipo anglo-suizo ha demostrado que si los grandes fallan, ellos pueden dar la campanada. Su cuarto puesto, sabe a podio.

Tampoco podemos olvidarnos del fracaso del Nissan ZEOD RC. Conseguir parte de sus retos, alcanzar 300 km/h y dar una vuelta, ambos en modo eléctrico, es simplemente eso, una parte. Durar cuatro vueltas es demasiado poco para un proyecto que se ha anunciado por todo lo alto. Esperábamos mucho más de una Nissan que el año que viene, ya con un proyecto LMP1, no se podrá permitir esto.

La lucha en la categoría LMGTE Pro estuvo a la altura del año pasado. Ferrari, Aston Martin, Porsche y Corvette, las cuatro tuvieron sus opciones aunque finalmente la victoria cayera del lado de AF Corse y del cavallino rampante. Las mejoras aerodinámicas permitidas por el ACO para el Ferrari 458 Italia antes de Le Mans han servido para darles ese plus de competitividad necesaria en una cita como Le Mans.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos