Compartir
Publicidad
Publicidad

La moda de los simuladores también llega a los Rallyes

Guardar
0 Comentarios
Publicidad

Si, ya lo se, esto más bien parece un aparato destinado al simple ocio que un verdadero simulador de competición. Pero sin duda los movimientos y las sensaciones vividas son muy completas y permiten a un piloto, Mikko Hirvonen en esta ocasión, sentirse como si estuviera sentado en su Ford Focus RS WRC. Aunque quien sabe si se logra desarrollar en muchas ocasiones puede ayudar a los pilotos nuevos y sobre todo a Latvala para que se habitúen a un coche de competición

En esta ocasión el esqueleto de lo que parece ser un Volkswagen Golf permite al finlandés ponerse más en situación. Algo que demuestra desde el primer momento con una sonrisa delatora. El tramo elegido para esta ocasión es el más que nombrado en este blog, Ouninpohja que nos deleita con su velocidad y los impresionantes cambios de rasante a los que nos tiene acostumbrados. El detalle de oro en cuestión de realismo lo ponen los discos de freno que al igual que en los coches de competición se ponen colorados cuando les miras aprietas con decisión el pedal del freno.

Video l Youtube

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos