Compartir
Publicidad

La desesperación y el llanto de Hevia tras su pinchazo

La desesperación y el llanto de Hevia tras su pinchazo
0 Comentarios
Publicidad

Desesperación, impotencia, tristeza ante la oportunidad perdida… cualquiera de estas expresiones puede resumir lo que sintió Alberto Hevia tras el pinchazo sufrido en el pasado Príncipe de Asturias. El piloto estuvo peleando con su prácticamente recién estrenado Skoda Fabia con pilotos de talla internacional. Ni Jan Kopecky, ni Giandomenico Basso podían comprender el ritmo de un Hevia que les estaba plantando cara a dos de los gallos del campeonato.

La razón de ese ritmo no era otra que las ganas y el conocimiento del terreno, pero sobre todo lo primero. Hevia ha sentido durante este año inactivo la necesidad de ganar y en Ferrol ya demostró que estaba allí para hacerlo. En su casa el asturiano se sentía como pez en el agua y estaba completando un magnífico Rally. Incluso ya había desechado la victoria general por conseguir un segundo puesto global y la primera plaza en el Campeonato de España. Sin embargo en esta ocasión no pudo ser y tras demostrar su gran calidad a parte de la prensa especializada internacional y a muchos de los equipos oficiales tenia que ceder todas sus opciones por un pinchazo que ni el mismo podía comprender. Solo hace falta observar su reacción en el interior del coche. No puedo negar que el llanto del asturiano me ha puesto los pelos de punta, pero sobre todo no hay que desesperar ya que seguro que cuenta con más oportunidades de demostrar al resto del mundo la pasta de la que esta hecho.

Video l Youtube

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos