Publicidad

Gran Premio de España 1990: Alain Prost y Ferrari mantienen viva la esperanza

Gran Premio de España 1990: Alain Prost y Ferrari mantienen viva la esperanza
Sin comentarios

Cuando la Fórmula 1 llegó al circuito de Jerez para el Gran Premio de España de 1990, Ayrton Senna parecía tener el campeonato en el bolsillo para McLaren. Pero si McLaren tenía ventaja númerica con Senna, Ferrari le proporcionaba a Prost el coche más competitivo del campeonato en ese momento después de una buena recuperación. El francés necesitaba ganarlo prácticamente todo para seguir teniendo opciones de título y un doblete de Ferrari en el circuito andaluz le daba justo lo que quería.

El Gran Premio de España vivió a pesar de todo una nueva pole position de "O Rei" Ayrton, con los Ferrari en segunda y tercera posición por delante de un sorprendente Jean Alesi con el Tyrrell-Ford. En un circuito con más curvas y menos rectas, el motor Ford V8 no le daba tantos problemas al Tyrrell que la futura promesa pilotaba y que ya había llevado al podio en dos ocasiones en Estados Unidos y Mónaco gracias a los neumáticos Pirelli.

Pero si por algo fueron recordados los entrenamientos del Gran Premio de España de 1990, fue por el accidente sufrido por Martin Donnelly el viernes. El Lotus-Lamborghini del británico se estrelló en la curva que hoy conocemos con el nombre de Álex Crivillé. El accidente fue terrible y que Sid Watkins salvara la vida del piloto es visto aún hoy en día como un milagro. Pero desafortunadamente, su carrera en la Fórmula 1 quedó truncada.

Lotus Martin Donnelly Jerez 1990

En el momento de la salida, Senna no dejó opciones a sus rivales mientras que por detrás Gerhard Berger intentaba atacar a Jean Alesi y al dejarle sin espacio, Riccardo Patrese se tocó con el Tyrrell y sacó de pista al piloto francés. Por delante, Senna lo daba todo durante el primer "stint" por delante de los Ferrari, que buscaban situarse por delante del brasileño. Hubo que esperar hasta las primeras paradas a boxes para que huiera un cambio.

Los mecánicos de Ferrari fueron por una vez más hábiles que los de McLaren y Alain Prost volvió a pista en cabeza. Nigel Mansell acabaría situándose por delante de Senna, que no estaba teniendo una carrera particularmente buena. Al final, el líder del campeonato tuvo que abandonar a veinte vueltas del final por culpa de un problema con el radiador. La imagen de Senna con el coche parado en la recta de meta mientras se sentaba en la barrera mirando a sus rivales quedaba grabada en la retina de los aficionados.

Por delante, los Ferrari cabalgaban hacia un gran resultado. Un doblete que, dejando de lado que fuera merecido o no, llevaba a la Fórmula 1 a un final emocionante con nueve puntos de diferencia y dos carreras por disputarse. Prost terminaba la carrera 22 segundos por delante de su compañero de equipo y 34 por delante del tercer clasificado, Alessandro Nannini en el que acabó siendo su último gran premio de Fórmula 1. Antes de la carrera en Suzuka sufrió un accidente de helicópero que casi le hizo perder el brazo y terminó su carrera en la categoría reina.

Ayrton Senna - McLaren 1990 Jerez

La zona de puntos la completaron los dos pilotos de Williams-Renault con Thierry Boutsen por delante de Riccardo Patrese y finalmente Aguri Suzuki puntuó con el Lola-Lamborghini. El japonés anticiparía así el buen resultado de la siguiente carrera, el Gran Premio de Japón en el que se subiría al podio. Por detrás, Derek Warwick abandonó cuando luchaba por los puntos tras decidir Lotus seguir adelante a pesar del accidente de Donnelly.

Pilotos competitivos como Gerhard Berger y Nelson Piquet tuvieron que abandonar por una colisión y problemas de batería respectivamente. De hecho, el Gran Premio de España fue particularmente duro y solo diez participantes llegaron a cruzar la línea de meta, con Nicola Larini, Mauricio Gugelmin, Yannick Dalmas y Michele Alboreto quedándose fuera de la zona de los puntos por detrás de Suzuki. Esta carrera sería el último Gran Premio de España en el circuito de Jerez aunque no el último gran premio de Fórmula 1 en este trazado.

El Gran Premio de Europa se disputaría en Jerez tanto en 1994 (reemplazando la carrera que debía disputarse en Argentina) como en 1997, mientras que desde 1991 el Gran Premio de España pasó a disputarse en el Circuit de Catalunya. Desde entonces y hasta 2016 hay carrera asegurada en Barcelona, lo que hace que sea el circuito español que más veces ha visto una carrera de Fórmula 1 en toda la historia de la categoría.

Alessandro Nannini - Benetton 1990
Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio