Compartir
Contenidos contratados por la marca que se menciona

Intel y Toyota investigan juntos nuevos sistemas multimedia

Intel y Toyota investigan juntos nuevos sistemas multimedia
2 Comentarios
Publicidad

Hace ya tiempo que los sistemas multimedia irrumpieron en el mundo del automóvil. Las autorradios que manejaban y mostraban todo tipo de información a los ocupantes del vehículo fueron el primer paso de una carrera imparable hacia el mundo de la integración de los sistemas multimedia en el coche.

Los GPS y los navegadores integrados fueron el siguiente eslabón de la cadena, que ahora de la mano de Intel y Toyota está a punto de dar un verdadero salto cualitativo. Pronto los sistemas multimedia de nueva generación para vehículos sustituirían a los sistemas de navegación actuales.

Nacida en 1968, Intel es hoy por hoy una compañía que atesora una gran experiencia en tecnologías de la información y la comunicación, lo que sin duda será una ventaja de ahora en adelante, cuando los vehículos comiencen a incorporar sistemas de comunicación que lo hagan interactuar con el conductor, entre los mismos vehículos y también con las infraestructuras que los rodean.

Informaciones de tráfico en tiempo casi real, búsquedas de destinos en ruta, programación del control de crucero teniendo en cuenta las variaciones de la señalización y muchas otras funciones de apoyo a la conducción son el catálogo de presentación de las nuevas tecnologías del automóvil, complementarias a las que ya existen sobre seguridad activa y pasiva.

Sistemas de información y comunicación

No es ciencia ficción: el futuro de la movilidad pasa por conectar todos los elementos que se encuentran en el tráfico, y eso requiere de un saber hacer que no está al alcance de todos. La máxima preocupación de Intel y Toyota se centra en lograr unos sistemas con interfaces que no interfieran en la seguridad de la conducción. Esto es, que no distraigan al conductor de su función principal y primordial: estar pendientes de la circulación.

Las dos compañías tienen como objetivo explotar las posibilidades de la tecnología Wi-Fi y otros métodos de transmisión de datos, de manera que sea posible mejorar la conectividad entre vehículos y los dispositivos de información de uso más frecuente, como los smartphones por ejemplo.

Pero no sólo eso. Dentro de los planes de Intel y Toyota está también la conectividad con otros elementos de la vida de las personas, como los equipamientos domésticos. Llegará un día que podremos poner a preparar y calentar la cena desde el coche, mientras volvemos del trabajo, y todo, con una simple instrucción de voz. ¿Que no? Tiempo al tiempo.

En Espacio Toyota

Publicidad

También te puede gustar

Inicio
Inicio

Ver más artículos