Compartir
Publicidad

La solución de Webasto al reto de calentar el interior de un vehículo eléctrico con el menor consumo

La solución de Webasto al reto de calentar el interior de un vehículo eléctrico con el menor consumo
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Calentar el interior de un coche eléctrico siempre ha sido problemático debido a la enorme cantidad de energía que se necesita para ello, pudiendo en algunos casos, en la estación fría, llegar a consumir hasta el 50% de la capacidad de la batería.

Algunas marcas han tenido que recurrir a sistemas de calefacción complementarios a base de bioetanol, como el caso de la furgoneta Renault Kangoo ZE, para no mermar la autonomía. Otras han recurrido a modernas bombas de calor, como el caso del Renault ZOE, mientras que la mayoría han optado por calefacciones tradicionales de aire calentado al atravesar un radiador de agua calentada mediante resistencias eléctricas con eficiencias bastante discutibles.

Marcas como BMW han investigado sobre calefacción por infrarrojos, pero finalmente no lo han llevado a la práctica equipando a su BMW i3 con una calefacción tradicional y ofreciendo en opción la bomba de calor. También se ha recurrido a los asientos calefactables como una primera medida para calentar a los pasajeros hasta que la calefacción, propiamente dicha, empieza a calentar.

2

Ahora la empresa Webasto está presentando su calentador de agua eléctrico de alto voltaje de nuevo desarrollo, HVH o High Voltage Heater, que convierte la electricidad en calor con una eficiencia del 99% utilizando lo que ellos denominan “tecnología de película delgada”. Este calentador está diseñado para ser un equipo estándar y poder ser instalado en todos los vehículos eléctricos e híbridos del mercado.

Para ello este dispositivo está diseñado para que funcione en un rango de voltaje entre 250 y 450 V, al no existir uniformidad entre todos los fabricantes. La salida de calor, sin escalones, va desde los 0,2 hasta los 5 KW, mientras que el dispositivo tan solo pesa 1,9 kg y su diseño compacto permite que pueda ser instalado en casi cualquier parte del motor. Su instalación eléctrica es fácil gracias a sus conectores rápidos en la parte frontal, por lo que es fácil integrar este calentador de agua en el sistema de circulación de agua del vehículo.

Su funcionamiento es muy sencillo. El calentador contiene una unidad de control, un intercambiador de calor y el elemento calefactor, la delgada película en la que basa su tecnología. Cuando el calentador está activado la corriente fluye desde la batería hasta el calentador y calienta el elemento calefactor, la película delgada. Al mismo tiempo, la bomba del sistema de circulación de agua se enciende y se transporta el agua a través del calentador hasta el intercambiador de calor del sistema de climatización del vehículo. Allí el calor del agua se transfiere al aire del interior del vehículo usando el ventilador.

3

Antes de diseñar este calentador el equipo de desarrollo de Webasto analizó y evaluó todas las tecnologías disponibles. Después de numerosas pruebas la tecnología de película delgada demostró ser la más eficiente, según afirma el Dr. Joachim Damasky de Webasto. También se plantearon el reto de no utilizar tierras raras en su desarrollo, desde que comenzaron su investigación en el año 2010.

Hoy en día afirman que hay varios fabricantes probando sus calentadores y que ya tienen un compromiso en firme por parte de Volvo para utilizarlo en sus vehículos a partir del año 2015. La empresa Webasto, dedicada a la fabricación de componentes y accesorios para automoción, tiene su sede cerca de Múnich, Alemania, emplea a más de 10.000 personas y opera a nivel internacional en más de 50 países con una facturación anual de más de 2.400 millones de euros.

Más información | Webasto En Motorpasión Futuro | Delphi presenta su nuevo sistema de calefacción más eficiente para coches eléctricos, La calefacción en un coche eléctrico

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos