Compartir
Publicidad

Brandt Citélec, reparto local de forma limpia y silenciosa

Brandt Citélec, reparto local de forma limpia y silenciosa
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Un nuevo estilo de vehículos comerciales está surgiendo con esto de la movilidad eléctrica, se trata de pequeñas furgonetas eléctricas con capacidad y rango de autonomía suficiente como para moverse en un radio de acción local y contribuir así al reparto y distribución de mercancías de una forma limpia y silenciosa. Hace poco vimos el caso del vehículo Mooville con su llamativo diseño y a nadie extraña la capacidad de ventas de la eléctrica Renault ZE.

Ahora otra empresa francesa, Brandt Motors, intenta competir en este segmento con su vehículo eléctrico modulable Brandt Citélec, aunque ya está pensando sacar en un futuro próximo una versión hibrida del mismo, así como un pequeño utilitario eléctrico, e incluso entrar en el negocio de los ciclomotores y bicicletas eléctricas.

2

La Brandt Citélec es una pequeña furgoneta eléctrica que puede llevar en su interior, de tres metros cúbicos de capacidad, hasta 600 kg de peso. Para ello dispone de una estructura soldada en acero de alta resistencia protegida contra la corrosión y de una cabina formada por paneles inyectados termo formados.

El movimiento está a cargo de un motor eléctrico síncrono de imanes permanentes con una potencia nominal de 20 CV y máxima de 40 CV, capaz de impulsar a este vehículo a una velocidad máxima de 80 km/h durante 85 km cargado completamente, o durante 330 km a una velocidad de 25 km/h sin carga, tal y como asegura el fabricante.

La alimentación eléctrica del motor es proporcionada por una batería de tipo ZEBRA, batería de níquel y cloruro de sodio, fabricada por FIAMM Batteries, capaz de resistir temperaturas desde 40 grados bajo cero hasta temperaturas muy altas y totalmente sin efecto memoria, por lo que puede ser puesta en carga en cualquier enchufe de tipo doméstico de 16 A en cualquier momento.

3

Pero la verdadera fuerza de Citélec está en su carácter modulable. Su chasis permite varios usos. Gracias al acoplamiento de varios módulos podemos transformar rápidamente a la Brandt Citélec en un pequeño camión con plataforma abierta, en un volquete, un camión cisterna, una furgoneta de caja cerrada, etc., e incluso se le puede adaptar un remolque para ampliar la capacidad de carga.

En el apartado de seguridad la Brandt Citélec no se queda corta, dispone de frenos de disco en las cuatro ruedas, suspensión independiente en las ruedas delanteras, amortiguadores hidráulicos, columna de dirección ajustable, airbags, cierre centralizado y una pantalla de siete pulgadas como panel de instrumentos para dar un toque de modernidad al interior.

Fuente | Brandt Motors Vídeo | YouTube En Motorpasión Futuro | DHL está probando la Nissan e-NV200 en Japón, Nissan confirma la e-NV200 para 2014

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos