Compartir
Publicidad
Publicidad

¿Qué descapotable me compro? - especial cabrios

¿Qué descapotable me compro? - especial cabrios
Guardar
44 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Llega el verano, época de destaparse y de tomar el sol. También es la época en la que a mucha gente le pasa por la cabeza la misma idea: ¿y si me compro un descapotable?

En Motorpasión queremos echar un vistazo a los cabrios que podemos encontrar en nuestro mercado, desde los 12.000 euros del Smart ForTwo Cabrio hasta los inalcanzables. ¿Quién dijo crisis?

Antes de nada, conviene tener claras alguna de las ventajas y los inconvenientes de este tipo de coches:

Tipo de techo

Peugeot 206 CC

Desde la aparición del Peugeot 206 CC a finales del 2000, casi todos los descapotables han adoptado su sistema de techo duro retráctil, ya que nos permite simultanear las ventajas de un descapotable y de un techo duro.

Opel Tigra TwinTop Illusion

Hay otros modelos con techo de lona como una versión del Mazda MX-5, o el Citroën C3 Pluriel, que utiliza un sistema mixto, aunque no es lo habitual especialmente en las gamas más bajas.

EDAG Soltice Hardtop Concept

También nos podemos encontrar con techos duros, una solución complicada ya que no podemos transportar el techo en el coche, y si llueve tendremos que ponerlo a cubierto.

Porsche 911Targa 4

Por último están los techos tipo targa, que permiten desmontar una parte dura del techo, sin llegar a descubrirlo completamente.

Maletero y plazas traseras

En el caso de los cabrio-coupé (techo duro replegable eléctricamente), si llevamos el techo desplegado el maletero es más grande que en el coche del que derivan (si es que lo hacen de alguno).

Con el techo replegado el maletero el maletero se queda muy pequeño, pero por otra parte tampoco haremos viajes muy largos con él replegado ni probablemente vayamos a llevar el coche constantemente cargado.

Otro tema a tener en cuenta en este tipo de coches es el tamaño de las plazas traseras, normalmente un utilitario o un compacto pasa de tener cinco plazas a ser un 2+2 (dos plazas delante y dos plazas pequeñas detrás).

Precio

Partimos de la base de que se trata de un “capricho”, nadie se compra un cabrio por necesidad.

Si hablamos de utilitarios o compactos con versiones cabrio, el aumento de precio puede rondar los 5.000 euros de media respecto al modelo que nos compraríamos.

Si nos vamos a por un segundo coche, podemos encontrar algunos en el rango de los 12-20.000 euros, aunque a partir de ahí empieza la gran mayoría.

En la siguiente serie de posts vamos a dar un repaso rápido, dividiéndolo en tres categorías:

  • Entre 12.000 y 25.000 euros
  • Entre 25.000 y 50.000 euros
  • Más de 50.000 euros

Seguridad

La seguridad de los descapotables en caso de vuelco puede llegar a ser muy inferior a la de un coche con techo duro. Tendremos que fijarnos en algunos aspectos como los arcos de seguridad. Cierto, la probabilidad de vuelco puede no ser muy grande, pero es un aspecto a tener en cuenta.

Diésel o gasolina

A la hora de valorar las ventajas de un combustible u otro, en el caso de un cabrio deberemos tener (más) en cuenta la rumorosidad del motor.

Allá cada uno con su combustible, pero lo lógico sería optar por un motor que no haga demasiado ruido.

¿Que haces muchos kilómetros y quieres ahorrar? Quizás en este caso la opción del desapotable no sea la más adecuada, primero porque es un capricho, no un ahorro, segundo por los aspectos de seguridad que acabamos de comentar, y tercero porque el descapotable tiene algunas desventajas indirectas a la hora de hacer mucho kilometraje, por ejemplo que no lo vamos a disfrutar sin la capota y lo estamos devaluando (acortando su vida, o bajando su precio si lo queremos vender en unos años).

En pocos unos, la primera entrega: cabrios entre 12.000 y 25.000 euros.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos