Sigue a Motorpasión

Neumáticos de invierno

Mi compañero Daniel os adelantó que los neumáticos de invierno son unos grandes desconocidos en nuestro país, son sólo el 1% de las ventas, a pesar de tener una climatología muy variopinta y dura en función de la zona. La teoría la dejé explicada en Circula Seguro, pero pasemos a la práctica, ¿merecen la pena?

Fuimos al Xanadú de Madrid a su pista de nieve cubierta. Comprobamos la diferencia entre los neumáticos de invierno y los convencionales utilizando cadenas, en Opel Astra GTC y Renault Megane, ambos de tracción delantera, diesel, modelos bastante conocidos. La temperatura ambiente era de -6ºC, óptima para las gomas invernales.

Con las cadenas la conducción es más difícil, el control de tracción del coche interviene frecuentemente, ya que se despista por la falta de adherencia. Las distancias de frenado se alargan siempre, el coche es más inestable y tenemos menos margen para controlar, y eso a no más de 40 Km/h. A más velocidad sería risas, directamente.

En cambio, con los neumáticos de invierno, conduciendo con la debida precaución, la diferencia es bastante gorda. Por su composición no sólo resisten las bajas temperaturas, también mejoran sus prestaciones. Basta con estar atento al vídeo para ver cuándo trabaja el control de tracción (ruido intermitente). En las vueltas que di me quedó bastante claro, con nieve mejor con estas ruedas, las cadenas son una chapuza para emergencias.

Neumáticos de invierno

La diferencia se acrecentaba en el Megane, que tiene una dirección imprecisa y artificial. La falta de información al tacto de lo que ocurre bajo los neumáticos no ayuda nada a controlar la situación. Con las cadenas nos movemos decentemente, pero con los neumáticos de invierno la motricidad es mejor se mire como se mire.

Frenada en superficie deslizante

Este ejercicio constaba de frenar a fondo a unos 40-50 Km/h en una superficie muy deslizante que simula nieve/hielo. La hice con neumáticos de verano y de invierno, con una temperatura ambiente de unos 10-12 grados. En el vídeo se aprecia claramente que los neumáticos de verano tienen mucha menos adherencia, y doy fe de que ambos coches frenan a fondo.

Neumáticos de invierno

En situación real, los neumáticos de verano pierden mucha adherencia por la baja temperatura (<7ºC) y por el tipo de firme. Hay que añadir que la lona estaba mojada por la lluvia, lo cual amplía la ventaja para los neumáticos de invierno. Aquí tampoco me quedaron dudas, unos frenan mucho mejor que otros. Casi la mitad de distancia.

Slalom

Por último comprobé las diferencias entre ambos tipos de ruedas en mojado en el pavimento del parking exterior. Como había más de 7ºC las gomas invernales estaban en desventaja, ya que sus prestaciones se degradan por encima de esa cifra. Antes de los conos había una frenada a 50 Km/h, y se aprecia una distancia de frenada superior con los de invierno de uno-tres metros, aproximadamente.

Neumáticos de invierno

En el slalom el coche equipado con neumáticos de verano era más ágil y fácil de controlar, comprobado con Volkswagen Golf y Alfa 159. Con el segundo coche, al ser más pesado, la diferencia era más palpable. El neumático de invierno en este ejercicio pierde un poco, pero hay que considerar que no son las mejores condiciones para ellos. Sin embargo, basta con conducir de una forma más suave para adecuarse a las circunstancias.

Probé ruedas Michelin, Continental, Pirelli y Goodyear/Dunlop, el resultado es similar y las diferencias entre neumáticos de invierno/verano son prácticamente las mismas, pero desde la subjetividad. Además, tuve la oportunidad de terminar de convencerme de que los Pirelli P7 no se los recomiendo a nadie. Comenté eso cerca de un alto directivo de Pirelli y no puso cara de póker, pero poco le faltó...

En resumen

Si vivimos en una zona donde la temperatura es muy próxima a 7ºC, es decir, gran parte de España, me parecen más recomendables que los de verano + cadenas en maletero. Cuando haga un poco más de calor hay que tener en cuenta que en mojado pierden un poco de prestaciones respecto a los normales. Si las heladas o posibles nevadas son frecuentes en nuestra zona, con más razón.

Neumáticos de invierno

Por ejemplo, un madrileño que no salga de la periferia es mejor que se mueva con neumáticos de verano, pero los que viven en la Sierra estarán más seguros con neumáticos de invierno. Aunque no llegue a nevar, con 7ºC o menos los de verano frenan peor y necesitan más metros. En cuanto a seguridad activa para mi la cosa está clara, y que conste, no he recibido talones por decir esto.

Para quien padezca más la lluvia, como los gallegos, mejor neumáticos de verano o especiales para mojado. En el Sur de España, como en Andalucía y Levante, lo mismo, si acaso de mojado, pero mejor de verano. En el Norte y zonas montañosas seguramente los de invierno vayan mejor. Hoy día casi todos los modelos nuevos tienen termómetro exterior, así que comprobar su idoneidad es fácil.

Si hay más dudas estaré encantado de resolverlas.

Ver galería completa » Neumáticos de invierno (prueba) (28 fotos)

Posdata: Por favor, tened en cuenta que las condiciones de luz en el interior eran pésimas para sacar fotos.

Vídeo | Zapp Internet
En Motorpasión | Neumáticos de invierno
En Circula Seguro | Neumáticos de invierno

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

38 comentarios