Compartir
Publicidad

Este Auto Union Type C a escala 1:3 tiene un motor V16 completamente funcional, ¡y suena a gloria!

Este Auto Union Type C a escala 1:3 tiene un motor V16 completamente funcional, ¡y suena a gloria!
7 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Los vehículos anteriores a la Segunda Guerra Mundial suelen ser piezas de admiración, especialmente si hablamos de los coches de competición de la época. El Auto Union Type C es, quizá, el más mítico de todos los automóviles que hoy es prácticamente imposible de ver en persona.

Esto que te traemos hoy es uno de los mejores homenajes que se pueden hacer a un coche clásico irrepetible. Un alemán ha construido con sus propias manos un Type C a escala 1:3 con un motor de 16 cilindros completamente funcional y al que no le falta ni un sonido de escape atronador.

Este coche a radiocontrol es lo más próximo a revivir un sueño

En teoría sólo queda un Auto Union Type C que está en posesión de Audi. El resto de coches del equipo de carreras de Auto Union se cree que fueron descubiertos por las tropas soviéticas durante la Segunda Guerra Mundial pese a que los alemanes trataron de esconderlos, se llevaron a la URSS para ser desmantelados y estudiados y finalmente fueron destruidos.

Por eso, este hombre apasionado por los Type C pensó que la mejor manera de ponerse a los mandos de uno de ellos sería crearlo desde cero. Obviamente no podría hacerlo con las dimensiones ni los materiales de la época porque se saldría de presupuesto, así que lo hizo a escala.

Poco a poco su idea fue tomando forma hasta montar una pequeña bestia a escala 1:3 (así que tampoco es tan pequeña). Mide 1.280 mm de largo por 560 mm de ancho y 340 mm de alto para un peso de unos 40 kg.

El motor es de cuatro tiempos de 16 cilindros en uve a 44º, sobrealimentado y con una capacidad de 216 centímetros cúbicos (13,5 cc por cilindro). Si has escuchado el zumbido atronador que emite seguro que has dejado de pensar que esto es un juguete y es algo mucho más serio.

Cuenta con dos válvulas por cilindro comandadas por un árbol de levas cenital que administra el metanol necesario para que esta máquina cante como los ángeles... del infierno. Está refrigerado por agua y su arranque es eléctrico. Todo el conjunto está montado sobre un chasis tubular de aluminio soldado, la carrocería está hecha en fibra de vidrio, incluye suspensión independiente y frenos de tambor.

Auto Union Type C Rc1

Obviamente no llega a ser el monstruoso V16 de 6.0 litros y unos 500 CV del Type C original, pero es que no le falta detalle a esta réplica en miniatura en la que cada una de sus piezas se han hecho a medida para simular al coche de época. Incluida la vestimenta del piloto.

No podemos evitar sentir una profunda envidia al escribir ciertas noticias. Noticias como esas en las que personas inconformistas (y mucho tiempo para invertir) deciden crear ellos mismos aquellos objetos con los que sueñan. El resultado son obras únicas y que que rozan la categoría de arte. Nos quitamos el sombrero.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio