Compartir
Publicidad

Confirmado: SEAT producirá 10.000 coches menos y tendrá paros puntuales para evitar el ERTE

Confirmado: SEAT producirá 10.000 coches menos y tendrá paros puntuales para evitar el ERTE
11 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Tras varios días de incertidumbre, SEAT ha confirmado cuáles serán las consecuencias que asumirá la veterana fábrica de Martorell ante el insuficiente suministro de motores a causa de la entrada en vigor del WLTP. Tal y como habían adelantado los sindicatos, la planta perderá la fabricación de 10.000 automóviles en lo que resta de 2018, para lo que parará la producción tres lunes de este mes de septiembre y otros seis días en fin de semana.

SEAT nos había confirmado que no se aplicaría un ERTE en Martorell y así será finalmente. En una carta dirigida a todos los empleados de la compañía, Luca de Meo, presidente de la marca, ha tranquilizado a la plantilla exponiendo que bastará con realizar un ajuste de producción en base a medidas del convenio colectivo.

De Meo ha explicado en este comunicado que el proceso de homologación de las 260 variantes de motores de las diferentes marcas del Grupo Volkswagen ha obligado a la marca a reducir la fabricación en 10.000 vehículos en este último trimestre. No obstante, a pesar de ello, el directivo ha asegurado que 2018 cerrará con un incremento de producción del 20% respecto a 2017, con un total de 491.000 vehículos fabricados. "Vamos a cerrar un año récord, fruto merecido de vuestro trabajo, que se verá recompensado", lo que se traducirá bonus para la plantilla.

SEAT Ibiza, el más perjudicado

SEAT Martorell: 25 años fabricando automóviles

La linea 1 de Martorell, encargada de dar salida al SEAT Arona y al SEAT Ibiza, será la que más sufra esta parada de producción, en la que, además, se dará prioridad al SUV. Es por ello que el modelo que más se verá afectado por este ajuste de producción será el Ibiza.

Esto es debido a que el SEAT Arona genera más plusvalías que el subcompacto, una planificación que viene ya marcada por el propio Grupo Volkswagen, que ha asignado los motores disponibles en función del margen de beneficio de cada coche. Lo mismo ha ocurrido en la planta de Volkswagen Navarra, en la que finalmente sí se aplicará un ERTE con el cierre de ocho días durante este mes de septiembre, siendo el mayor damnificado el Volkswagen Polo en favor del T-Cross.

Así, la Línea 1 parará tres lunes de este mes de septiembre, concretamente los días 10, 17 y 24, que correrá a cuenta de la jornada industrial flexible planificada por el Convenio. De igual manera se eliminarán seis turnos de trabajo adicional, correspondientes a cuatro sábados en el turno de mañana y dos domingos en el de noche. Por su parte, la línea 2, que da salida al SEAT León, únicamente se suprimirá el turno de mañana de dos sábados.

Podría haber más paros

SEAT Martorell: 25 años fabricando automóviles

Este ajuste de producción corresponderá sólo al mes de septiembre, por lo que el comité de empresa se reunirá hoy jueves con la directiva para definir el calendario del mes de octubre. La disponibilidad de motores será la que marque que haya más días de cierre colectivo o no.

A pesar de estos ajustes, el presidente del comité de empresa de SEAT Martorell, Matías Carnero, ha solicitado a la marca la contratación de cien empleados más, los cuales, por el momento, trabajan en Martorell a través de empresas de trabajo temporal. Estos empleados se encargarían de cubrir un segundo turno adicional de producción del Audi A1, que está previsto para el mes de noviembre.

El comité aún no ha recibido respuesta por parte de la dirección, pero aseguran que están estudiando actualmente la propuesta.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio