Compartir
Publicidad
Publicidad

Robert Kubica supuso un gran acicate para Mercedes AMG en 2013

Robert Kubica supuso un gran acicate para Mercedes AMG en 2013
Guardar
0 Comentarios
Publicidad

Pocos datos se han desvelado de aquellas pruebas que realizó Robert Kubica junto al equipo Mercedes AMG. Lo poco que se pudo saber es que el polaco quiso probarse al volante del simulador de la escudería de la estrella, y prácticamente pasaba allí tanto tiempo como cualquiera de los componentes del equipo. A pesar de que muchos no estaban muy de acuerdo con la apuesta de Toto Wolff, dichas opiniones cambiaban tras ver la tenacidad y trabajo del ex-piloto de Fórmula 1.

Según las informaciones, Kubica rodó con el simulador en el Circuito de Montmeló, trazado que el equipo iba a visitar en tan sólo unas semanas para disputar el Gran Premio de España. Robert estuvo sentado prácticamente ocho horas seguidas, casi sin tener prácticamente tiempo para comer y completando lo que se dijo en su momento que eran tres grandes premios completos.

Todo ello, con un simulador algo adaptado a sus actuales condiciones (muy limitado por el movimiento del brazo) ya que con un cockpit normal se habría hecho casi imposible la realización de dicho trabajo debido a las estrecheces del mismo. El propio Kubica puso lo mejor de sí mismo y sugirió varias modificaciones al equipo para mejorar. Algo que sorprendió a algunos técnicos, ya que pensaban que habían llegado al máximo rendimiento posible en el circuito catalán.

Tras incorporar los cambios en el chasis sugeridos por el ex-piloto de Lotus, el W04 mejoró en casi tres décimas por vuelta. Es por ello, que los ingenieros pidieron a Wolff que Kubica volviera a colaborar con el equipo siempre que pudiese y al parecer, muchos fines de semana de Gran Premio, el actual piloto del WRC viajaba a Brackley para volver a sentarse en el simulador. Se dice que gracias a él, Mercedes AMG tuvo mejores reglajes de la segunda mitad de temporada. Robert declaraba:

Sólo no conseguimos simular la degradación de los neumáticos, pero cuando teníamos problemas, probábamos una configuración que exigiera poco a los neumáticos para prevenir al equipo de problemas mayores. En cuanto al resto, este trabajo me permitió concluir que puedo conducir en casi todas las pistas del Mundial de Fórmula 1 actuales, pero sólo tendrá sentido pensar en un regreso cuando pueda rodar en todas.

Vía | Autosport.pt

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos