Compartir
Publicidad

Los monoplazas pilotados con el cerebro ya están aquí, y Lewis Hamilton se medirá con uno

Los monoplazas pilotados con el cerebro ya están aquí, y Lewis Hamilton se medirá con uno
13 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Son muchas las películas que han especulado con cómo será la conducción del futuro. Hollywood nos ha enseñado coches que vuelan, coches que hablan, coches -más bien robot- que hacen todo lo que necesitas, coches que funcionan solos -autónomos dicen que los llaman ahora...- e incluso coches pilotados con el cerebro. Cosas que en su día nos parecieron locura pero que poco a poco hemos visto que son viables.

La última en hacerse realidad ha sido el coche conducido exclusivamente por el cerebro, bueno, más bien pilotado, porque estamaos hablando de un monoplaza de carreras. Seguro que os estáis preguntando cómo puede ser eso posible y quién ha sido el afortunado que ha tenido oportunidad de hacerlo. Su nombre es Rodrigo Hübner Mendes y ha retado a Lewis Hamilton a competir contra él. Y el Campeón del Mundo, ha aceptado.

Sin volante, acelerador ni freno. El piloto de Mercedes tendrá que rodar por primera vez solo valiéndose de los impulsos eléctricos que lanza su cerebro.

Cómo funciona un monoplaza movido por el cerebro

coche-movido-cerebro

La clave para hacer viable el proyecto ha sido unos auriculares EEG desarrollado por la empresa Emotiv llamado Emotiv Epoc +. Este sistema, según explica la web tecnológica Techradar, mide con precisión las señales de las ondas cerebrales y las convierte en comandos, lo que permite controlar dispositivos usando tu cerebro.

Este tipo de elementos son un filón en todos los salones tecnológicos del mundo pero hasta ahora no lo habíamos visto aplicado al mundo de las carreras. La primera persona en completar una vuelta con este sistema fue Rodrigo Hübner Mendes, fundador y CEO de la fundación sin ánimo de lucro Rodrigo Mendes Institute dedicada a ayudar a los niños que como él, padecen alguna discapacidad.

Hamilton retado a competir contra él

hamilton-monoplaza-cerebro

Lewis Hamilton está ya en Melbourne donde este fin de semana se disputa el primer Gran Premio de la temporda 2018 de Fórmula 1. Allí, el inglés ha participado en el Global Education and Skills Forum, un evento educativo que aborda los desafíos de la educación, la equidad y el empleo, como ponente.

De hecho, todo sucedió cuando tras la intervención del Campeón del Mundo de Fórmula 1, se abrió el turno de preguntas. Rodrigo Hübner Mendes -que en su juventud antes de sufrir una lesión medular, fue piloto- tomó la palabra y propuso al mismísimo Hamilton a competir contra él con un monoplaza "normal".

La idea pareció gustar al británico que no solo aceptó a competir contra Mendes, sino que pidió hacerlo también usando, también, solo su cerebro.

Por el momento, el reto no se puede llevar a cabo ya que tan solo hay un coche construido, pero seguro que tenemos novedades de este tema en los próximos meses. Cualquiera que conozca a Hamilton sabe que lo que se plantea, termina por conseguirlo y por lo poco que conocemos a Mendes, parece que él también.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio