Compartir
Publicidad

La espectacularidad de la montaña

La espectacularidad de la montaña
0 Comentarios
Publicidad


Las carreras en cuesta, la montaña, el hillclimbing, o como queramos llamarlo forman parte de la formación de los aficionados al motor desde hace muchos, muchos años. Es una disciplina espectacular, y los españoles tenemos muy buenos recuerdos del europeo de montaña y los Vilariño. Quizás es una disciplina que no pasa por sus mejores momentos en cuanto a repercusión en los medios, pero que conserva un encanto especial.

La mejor manera de ver este vídeo que ponemos a continuación es imaginarse las mañanas de fin de semana, soleadas, con nuestros útiles como la nevera, las gafas de sol, el olor de la hierba fresca y de la gasolina y las ruedas rechinando. Y prepararse para ver cantidad de coches históricos, las “barquetas”, la conducción al límite y los fallos que en algunos casos son inevitables y en otros, más bien poco honorables (véase el Opel Kadett de los 5 segundos en carrera). Eso sí, si alguna vez has sido espectador in situ, te va a gustar. Y recordarás coches como aquél precioso BMW M3, como el que conducía Ponce en el nacional de rallyes…

Tómate unos minutos de descanso, sube el volumen (o ponte auriculares) y disfruta. Se trata de los mejores momentos de 2010 de las carreras en cuesta en Suiza:

En el vídeo se pueden ver muy buenas manos, muy buenas intenciones y dolorosos (y costosos) golpes para alguno de los participantes, pero sobre todo para sus monturas.

Vía | Motorsport Retro

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos