Compartir
Publicidad

Ferrari vuelve a fallar y queda en evidencia

Ferrari vuelve a fallar y queda en evidencia
Guardar
0 Comentarios
Publicidad

Ferrari sigue buscando ese doblete que llevan anunciando desde hace ya cinco o seis carreras y que sigue sin llegar. Hoy han vuelto a fallar y aunque su segundo y tercer puesto en el GP de China les acerca al título de Constructores, el de Pilotos está cada vez más lejos.

La Scuderia ha dejado escapar la penúltima oportunidad de arrebatarle el título a Hamilton sin apenas hacer nada. La impotencia hoy de los 'bólidos rojos' ha sido absoluta. La estrategia no ha funcionado y aún sigo sin entender la decisión del equipo italiano de salir con gomas blandas en sus dos coches. Si lo que querían era intentarlo en la salida, habría bastado con que Raikkonen fuera el que arriesgara y que Massa saliera con los duros.

También han 'fallado' a la hora de hacer efectivas las órdenes de equipos. Dado el desarrollo de la carrera, era evidente que Raikkonen debía ceder su posición a Massa para que el brasileño sumara dos puntos más, pero hasta eso no lo han sabido hacer. Habría sido mucho más decoroso aprovechar la segunda parada en boxes para ralentizar a Raikkonen y que Massa saliera por delante tras el segundo repostaje.

La forma en la que Raikkonen se ha dejado adelantar por Massa a falta de siete vueltas para el final es la imagen que define este año a la Scuderia. Lo han hecho mal, a destiempo y cuando ya era tarde.

No sé si actuaciones como la de hoy harán reflexionar o no a Luca di Montezemolo, pero al margen de lo que pueda suceder dentro de quince días en Brasil, este equipo necesita cambios y profundos. Y no sólo me refiero a sus pilotos, que siguen sin dar la talla, sino también a la dirección técnica, en la que Stefano Domenicalli está haciendo cada vez más grande a su predecesor Jean Todt.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos