Compartir
Publicidad

Ferrari niega la supuesta publicidad subliminal de Marlboro en sus carrocerías

Ferrari niega la supuesta publicidad subliminal de Marlboro en sus carrocerías
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Ya lo vimos hace una semana. La Scuderia Ferrari y Marlboro están en el punto de mira del Comité Nacional para la Prevención del Tabaquismo (CNPT) y la Asociación de Usuarios de la Comunicación (ASC). Evidentemente, después de tales acusaciones, se esperaba una respuesta por parte del equipo italiano, la cual no se ha hecho esperar. En esta respuesta, Ferrari ha negado cualquier irregularidad.

Desde Ferrari se ha justificado que cada equipo tiene derecho a elegir su esquema de colores, alegando que el color rojo de Ferrari es, evidentemente, parte de su herencia de competición, y no una forma oculta de publicidad. También han querido defender el “código de barras” que llevan los monoplazas de Maranello en diferentes partes de la carrocería, asegurando que estos forman parte de su decoración, sin más.

Continuando en esta línea, Ferrari ha contestado con vigor a sus atacantes. Han dejado muy claro que las acusaciones que se les ha hecho no tienen ninguna base científica y que, por lo tanto, no tiene ningún sentido seguir con este asunto. Uno de sus argumentos es que el código de barras cambia cada año y que nadie tiene copyright sobre ese código de barras, algo que, si fuera publicidad, Philip Morris debería tener.

Según Ferrari, la colaboración entre el equipo y Philip Morris tan solo llega hasta un cierto punto. Hablan de productos de merchandising, visitas a la factoría, etc. En unas divertidas declaraciones, en Ferrari instan a las autoridades a que revisen otro equipo con mucho color rojo en su monoplaza (Virgin Racing) o a un equipo que tiene a su piloto asociado a un coche deportivo de color rojo (Schumacher y el Mercedes SLS rojo), porqué quizás también quieren anunciar alguna marca de tabaco.

Antes de nada, dejar muy claro que me parece exagerada esta caza de brujas que se hace con el tabaco. Yo, sin ir más lejos, habiendo sido fan de la Scuderia Ferrari durante toda mi vida, y habiendo visto la publicidad de Marlboro en sus coches, nunca he sentido ningún deseo de fumar y no lo haré. Creo que somos lo suficiente personas como para no caer en la estupidez respecto a estos temas.

Pero lo que es innegable es innegable. Entiendo que Ferrari diga que el código de barras no tiene relación con Marlboro, pero entonces, ¿por qué las modelos en miniatura oficiales de Ferrari se venden sin el susodicho código de barras? (Hay que recordar que dichos modelos en miniatura no pueden venderse con esponsorización de tabaco). Es evidente que el Ferrari de hoy en día se parece menos a la cajetilla de tabaco que los Ferrari de 2003 o 2004, pero también es evidente que ese código de barras representa a Marlboro.

Aunque, si queremos aún más morbo en toda la situación, es interesante el hecho que se rumorea que el principal instigador de toda esta trama es nada más y nada menos que otro patrocinador de Ferrari, el Banco Santander, que querría tener más espacio publicitario. Aparentemente, los únicos gobiernos que han recibido quejas sobre Ferrari y Marlboro han sido el español y el inglés, donde el Santander (Abbey en tierras inglesas) tiene muchos intereses. ¿Casualidad? Yo creo que no.

Vía | Autosport.com

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio