Compartir
Publicidad
Publicidad

El día en que Fernando Alonso explotó y llamó genios (o estúpidos) a Ferrari

El día en que Fernando Alonso explotó y llamó genios (o estúpidos) a Ferrari
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Quindi c’è da lasciarlo passare… veramente siete degli geni, eh… mamma mia ragazzi!

Lo primero, reconocer que hasta ahora Fernando Alonso había tenido mucha paciencia con la situación de Ferrari y con la falta de rendimiento de los coches. A veces es difícil controlar el talento y el carácter de los grandes campeones y el caso del asturiano y anteriormente el de Alain Prost son dos grandes ejemplos. Sin embargo, tampoco voy a excusar el comportamiento de Alonso.

Llamar genios, irónicamente, (advierto que algunas versiones dicen que llama "estúpidos", sceni en italiano, pero quiero pensar bien y creer que no es así) al equipo es faltar el respeto a cientos de personas que se desviven por el futuro de la escudería, todo ello sin ánimo de caer en la demagogia barata. Obviamente la situación de ver pasar los campeonatos y no poder luchar por frenar el dominio del todopoderoso Sebastian Vettel es difícil. Sobre todo sabiendo que puedes dar mucho más con un coche tan sólo un poco mejor.

La estrategia era clara. Felipe Massa iba a tratar de dar con su rebufo la velocidad que al Ferrari de Alonso le faltaba. Lo que salió bastante bien en los entrenamientos libres, no fructificó en el intento definitivo del español. Al parecer, desde el muro no habían avisado al brasileño que rebajará el ritmo para que Alonso pudiera acercarse más y por tanto ganar algo más de velocidad punta.

Massa conseguía terminar la clasificación por delante, en parte influenciado por la nube de polvo que provocó la salida de pista de Jean-Eric Vergne, mientras que Alonso se veía relegado a la tercera línea de parrilla. No salió bien lo que prometía ser el Gran Premio de casa, la ocasión perfecta para recuperar algo de terreno y ganar delante de tus aficionados, se ha convertido en un nuevo domingo en el que tocará remontar.

El ritmo del Ferrari es bueno, y hemos visto que las salidas de Alonso siguen siendo más que correctas, lo suficiente para por lo menos adelantar a Hulkenberg o al propio Massa. Más difícil será ya pelear por la victoria o incluso pensar por adelantar a los Red Bull que han demostrado durante los entrenamientos ser de largos los más rápidos y más ahora que salen en primera línea y tienen el camino libre para desplegar toda su velocidad en el segundo y el tercer sector.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos