Compartir
Contenidos contratados por la marca que se menciona

¿Sabes lo que hay dentro de tus frenos?

¿Sabes lo que hay dentro de tus frenos?
1 Comentarios
Publicidad

Sigue a Toyota

Recibe novedades de Toyota

Facebook Twitter Youtube

Un elemento esencial en la seguridad del coche son los frenos y que junto a los neumáticos y los amortiguadores conforman el “triángulo de la seguridad activa”. Son por lo tanto uno de esos sistemas que se instalan en todos los vehículos y que en muchas ocasiones no se presta esa relevancia que merecen.

Estos aparte de ser un elemento de vital importancia en la seguridad de un coche son auténticos extractores de energía. Tanto es así que para hacerse una idea de su potencia, una frenada a fondo a 140 km/h se generaría la energía suficiente para mantener funcionando una bombilla durante un año completo.

Son muchos los esfuerzos que realizan las compañías para mejorar la eficacia de los frenos que con el paso del tiempo se han vuelto más sofisticado y sin su existencia no tendría mucho sentido gran parte de las tecnologías enfocadas a la seguridad como el ABS, la frenada automática de emergencia o el sistema de detección de peatones, etc.

Frenado Automatico

El sistema de frenado automático de Toyota

Precisamente uno de los sistemas que se han ido generalizando en los vehículos es el de frenado automático, que ha sido pensado para frenar el vehículo en ciudad y así, evitar colisiones por alcance o atropello. Para ello recurre a un conjunto de sistemas instalados en el frontal del vehículo, quienes analizan la distancia entre nuestro vehículo y el que nos precede y, en caso de un accidente inminente en el que no accionemos los frenos, el vehículo lo hace por nosotros para evitar el mismo o minimizando las consecuencias de este.

No deja de resultar curioso que uno de los grandes hándicaps de la industria de la automoción respecto a este sistema no se encuentra en desarrollar más potencia sino su capacidad de detención. Está claro que no es lo mismo detener un coche como puede ser un Toyota Land Cruiser que supera las dos toneladas de peso que las de un Toyota GT-86 cuyo peso supera poco más de la tonelada.

Cualquier sistema de frenado tiene por objetivo transformar la energía de frenado en energía térmica con el fin de obtener una deceleración o bloquear el vehículo cuando se encuentre estacionado. Incluso los componentes que conforman los frenos tienen que poder detener el vehículo disipando el calor generado con una elevada eficacia.

El ABS proporciona una mayor capacidad de frenado al multiplicar las órdenes enviadas por el conductor

¿Qué componentes tienen los sistemas de freno?

Básicamente un dispositivo de control que acciona el conductor; una transmisión hidráulica que hace de mero conector y el propio dispositivo de frenado. En los últimos años el empleo de tecnologías como el ABS proporcionan una mayor capacidad de frenado al multiplicar las órdenes enviadas por el conductor.

Pedal y frenos son accionados por un circuito hidráulico, que se encarga de impulsar un gran cilindro, cuya presión acumulada se transmite bien a la pastillas o a las zapatas de freno; las cuales hacen presión contra el disco o el tambor, reduciendo así la velocidad del vehículo. El circuito hidráulico emplea un líquido viscoso, que viene a ser un compuesto específico denominado líquido de frenos.

Los frenos ventilados con pinzas flotantes son los más extendidos, ya que permite el uso del ABS

¿Sabes cuántos tipos de frenos existen?

En la actualidad existen varios tipos de frenos para el coche: de tambor, de discos de carbono cerámicos, flotantes con pinzas fijas, ranurados con pinzas fijas, ventilados con pinzas fijas y con pinzas flotantes. Precisamente estos últimos son los más extendidos en los vehículos y permiten el uso del sistema ABS.

Discos Ventilados

Frenos de tambor: estos frenos cuentan con un sistema más arcaico, aunque todavía continúan utilizándose en algunos modelos de vehículos en los frenos traseros para reducir costes de producción. Dicho sistema se encuentra formado por un gran cilindro que gira con la rueda correspondiente, de tal manera que cuando pisamos el pedal del freno, el sistema de resortes metálicos presiona el tambor y éste a su vez, roza paras frenar.

Frenos de disco: son el sistema de frenado más eficaz al contar con muchas más variantes. Al igual que su propio nombre indica funcionan con un disco, recubierto normalmente en una pequeña zona por un par de pastillas que son las encargadas de ejercer fricción en el disco.

El líquido de frenos se encarga de presionar sobre los pistones y éstos a su vez, mueven las pastillas.

Por norma general los discos de freno son de acero, salvo en los coches de competición que son de carbono.

Los discos con pinzas fijas no se deforman por la diferencia en la dilatación de los discos y el soporte

Existen diferentes variedades dentro de los frenos de disco:

Discos flotantes con pinzas fijas: el disco y la llanta, a diferencia de los discos convencionales, van colocados sobre un buje, al que se encuentran unidos con unos elementos de aluminio que se dilatan. Gracias a ello estos discos no se deforman al igual que lo hacen los normales por la diferencia en la dilatación de los discos y el soporte.

Frenos Calentamiento

Este tipo de discos de frenos suelen tener agujeros que aligeran el peso y ayudan a mantener limpias las pastillas, lo que se traduce en una mayor capacidad de frenada.

Discos ranurados con pinzas fijas: suelen emplearlos los coches deportivos. Al igual que los anteriores son flotantes y cuentan con unas pequeñas hendiduras que eliminan la suciedad que suele acumularse en la superficie de las pastillas. Por esta razón, su capacidad de frenada suele ser un 30 % más efectiva que los frenos de discos normales, además resultan especialmente eficaces en condiciones adversas. Sin embargo y como desventaja sus pastillas ser desgastan con una mayor rapidez.

Normalmente estos discos se encuentran agarrados con pinzas de freno fijas con pistones de aluminio.

Discos de freno con pinzas fijas: Un sistema que fue toda una revolución en los años 70. En este, los discos ventilados pueden enfriarse mientras giran porque cuentan con ranuras en su interior que hacen circular el aire del centro para afuera.

Discos ventilados con pinzas flotantes: es un sistema más económico que el de pinza fija, aunque resiste peor la subida de temperatura y resulta ser menos eficaz en el contacto. En este los discos más extendidos son lisos, fijos, cerrados en la parte de atrás y ventilados por la parte delantera del eje. Las pinzas flotantes emplean un solo pistón, a diferencia de las fijas que utilizan 6 u 8.

Publicidad

También te puede gustar

Inicio
Inicio

Ver más artículos