El Porsche 911 (964) resucita como deportivo eléctrico con este restomod de más de 500 CV, aunque no es barato

El Porsche 911 (964) resucita como deportivo eléctrico con este restomod de más de 500 CV, aunque no es barato
9 comentarios

El retrofit es una buena medicina para convertir un coche de combustión en eléctrico. Pero si además sumamos en la ecuación un restomod sobre un Porsche 911 tipo 964 el asunto mejora mucho. Y es precisamente la carta de presentación de la joya de la corona de la firma británica Everrati.

Estos ingleses ofrecen conversiones restomod eléctricas para modelos clásicos como el Mercedes-Benz 280 SL Pagoda o el Land Rover Series II, pero el más destacado es el Porsche 911 de tercera generación y en concreto la variante que bautizan como Signature.

En definitiva el deportivo de Stuttgart en su entrega nacida en los albores de los años 90 resucita como un cero emisiones de la mano de este especialista. Todo un capricho, pues esta conversión y puesta al día parte de las 250.000 libras, cerca de 290.000 euros al cambio actual, a lo que hay que sumar impuestos y el coche donante.

De 0 a 100 km/h en menos de cuatro segundos

Everrati Porsche 911 (964) restomod eléctrico

En este 911 restomod coupé cero emisiones se ha sustituido el propulsor térmico de 3.6 litros, 250 CV de potencia y 310 Nm de par por un bloque eléctrico que llega hasta los 507 CV y los 500 Nm. Así que además de no emitir ni un gramo de CO₂ a la atmósfera, firma el doble de entrega.

Sus prestaciones también mejoran, pues el Signature, promete llegar desde parado hasta los 96 km/h en menos de cuatro segundos, mientras que el 911 (964) lo hacía en 5,5 segundos asociado a su cambio manual.

Su corazón eléctrico toma la energía de una batería de 53 kWh de capacidad, que según Everrati permite a su reinterpretación del 911 completar más de 241 kilómetros entre cargas.

Everrati Porsche 911 (964) restomod eléctrico

Además, la firma británica asegura que esta conversión restomod ha sido concebida para no alejarse mucho del peso que ofrecía el Porsche 911 (964) original, aunque no indican cifra.

En el menú del Signature encontramos además un sistema de frenada regenerativa o un nuevo diferencial, además de bondades propias de coches actuales, como asientos calefactados, climatizador o un display multimedia con navegador y radio DAB, que es compatible con Apple CarPlay. También la instrumentación ha sido revisada a fin de mostrar los datos necesarios que exige un coche eléctrico.

 

Y hay más porque el Signature también puede vestirse con la mítica decoración Gulf del McLaren F1 GTR gracias al acuerdo de colaboración recién rubricado con la petrolera.

Para el Porsche 911 (964) hay una conversión algo más asequible, la Pure, que va dotada de un propulsor eléctrico de 446 CV y 460 Nm, alimentado por idéntica batería. Su autonomía es mayor (289 km) y su precio se fija en 200.000 libras, unos 231.800 euros al cambio.

Fotos: Everrati.

En Motorpasión | Probamos el Porsche Taycan Turbo S: una bestia de coche eléctrico con 761 CV que nos sitúa en una nueva realidad | Lamborghini Countach: el día que Lamborghini conquistó el mundo con una nave espacial

Temas
Inicio