Publicidad

Entrevista a Markus Sitzler, jefe de motores en Porsche: "Volvimos al V8 en el Cayenne GTS porque los clientes nos lo pidieron"

Entrevista a Markus Sitzler, jefe de motores en Porsche: "Volvimos al V8 en el Cayenne GTS porque los clientes nos lo pidieron"
7 comentarios

Publicidad

Publicidad

A comienzos del mes de junio Porsche presentó la nueva generación de los Cayenne GTS en versión SUV y SUV Coupé, con la principal novedad de un motor V8 4.0 litros biturbo de 460 CV que sustituye al anterior V6 biturbo de 3.6 litros. ¿Por qué? ¿Marcha atrás en el downsizing? Hemos charlado con los responsables de su desarrollo para conocer los motivos.

No es la primera vez que Porsche hace un cambio en los motores de sus modelos en este sentido, opuesto sobre el papel a la tendencia del downsizing o búsqueda de motores cada vez más pequeños para reducir peso, emisiones y consumos. Hace unos meses también llegaron los Porsche 718 Boxster y Cayman GTS con los nuevos motores 4.0 atmosféricos de seis cilindros, que sustituían a los anteriores 2.5 turbo de cuatro cilindros.

¿Por qué este cambio de rumbo? Los motivos son varios. Por un lado, según nos contó Markus Sitzler, responsable de la línea de motor en la familia Cayenne, "los clientes nos decían que echaban de menos los motores V8, su sonido y su tacto tan característico".

Porsche Cayenne GTS 2020 trasera

Y es lógico que así sea. Cuando probamos el Porsche Cayenne S con su motor V6 2.9 biturbo de 440 CV nos pareció una delicia, porque respecto al anterior V8 del Cayenne S decíamos que "este es infinitamente más rápido gracias a la sobrealimentación, pero también es más eficiente". En ese sentido no cabe duda que el V6 le sentaba bien al Cayenne S, pero tal vez no era el motor adecuado para una versión GTS que sobre el papel está un escalón más arriba que un S.

En las versiones GTS, el 50% se venden con carrocería SUV y el otro 50% con carrocería SUV Coupé

Los GTS se han posicionado siempre como un paso intermedio entre las versiones S y las todopoderosas Turbo, con un precio alto y un carácter que promete deportividad, sensaciones, sonido. Y todo eso te lo obtienes más de un bloque V8 que un V6 biturbo, por mucho que este sea muy bueno.

Por un lado, el motor V6 2.9 biturbo es algo más áspero que el V8. Tiene un carácter más puntiagudo, sube de vueltas con algo más de brío, pero por contra no ofrece ese grosor y esa dulzura que buscas en un SUV grande y potente, en el que basta con acariciar el acelerador para notar la sutileza inigualable del motor V8.

Porsche Cayenne GTS 2020 trasera

Otro punto importante es el sonido, que en estas versiones juega un papel más crucial que en otras. En un Cayenne V6 para obtener un sonido emocional has de equiparlo siempre con el sistema de escapes deportivos opcionales, pero en el caso de las mecánicas V8, el simple gorgoteo del motor cuando lo pones en marcha ya es más emocional que el de un V6 con opción deportiva.

El GTS no es el único Cayenne con motor V8. ¿No hay cierto riesgo de canibalización entre versiones V8? (En referencia a los Turbo y Turbo S E-Hybrid)

"Realmente no, en nuestro caso el cliente suele tener claro a qué rango de la gama Cayenne se dirige. Puede dudar entre un Turbo y un Turbo Híbrido enchufable, pero si quiere un GTS, quiere un GTS. Cada modelo tiene bien definidos sus clientes", nos comentó Markus Sitzler.

Markus Sitzler Porsche Markus Sitzler nos explicó que el sonido es uno de los atributos que más valora un cliente a la hora de elegir un Cayenne GTS

Visto y comentado el motivo de la vuelta a un motor V8, tocaba preguntarles por cómo veían en Porsche el futuro del segmento SUV, donde actualmente cuentan con el exitoso Macan que se convertirá en SUV eléctrico al 100% en la próxima generación, y con el Cayenne y el Cayenne Coupé como variantes más altas en su gama.

¿Sacará Porsche un SUV Coupé con solo tres puertas más deportivo incluso que los actuales?

Ante esa pregunta, los responsables se quedaron un poco sin palabras. "Sabemos por nuestros estudios de mercado que el segmento SUV está creciendo y va a crecer mucho en el futuro. Pero para seguir en ese segmento, los fabricantes debemos buscar líneas de trabajo para desarrollar modelos más eficientes y sostenibles".

Wolfgang Butschek Porsche

"Creemos que en Porsche hemos tomado las decisiones correctas al combinar motores de combustión muy eficientes con versiones híbridas e híbridas enchufables, pero lógicamente ya estamos pensando en la próxima generación del Cayenne".

"Viendo el futuro, tenemos claro que el SUV debe seguir siendo un coche útil y práctico en el día a día, es uno de sus pilares fundamentales y por tanto no veo sentido para un SUV de dos puertas en el futuro de nuestra línea SUV" nos dijo tajante Wolfgang Butschek, del área de ventas de Cayenne.

El dinamismo del Cayenne es siempre uno de sus puntos fuertes, pero ¿cómo puede el departamento de chasis y suspensiones ir siempre un paso más allá en este sentido?

Maurice Van De Weerd Porsche

"Es nuestro trabajo. Es algo básico no solo en los Cayenne, es uno de los puntos clave en todos los Porsche y debe aplicar tanto a coches grandes como pequeños. Deben sentirse como un Porsche. Por supuesto eso es más complicado en los SUV porque son coches grandes y pesados, pero lo conseguimos a base de sistemas de chasis muy sofisticados que incluyen soluciones como los ejes traseros direccionales, estabilizadoras activas, etc. Todos estos sistemas se ponen a punto y se comunican entre sí con el objetivo de que los coches se sientan más ágiles y pequeños de lo que realmente son", comentó Maurice van de Weerd, del área de desarrollo de chasis.

Frente a un Cayenne Turbo, ¿cuáles son las diferencias del GTS en cuanto a puesta a punto?

"Actualmente el Cayenne Turbo es más potente, pero no por ello más deportivo. Tiene un punto de equilibrio entre prestaciones y confort que no es necesario en el GTS. En este se busca más la deportividad, tener un mayor feedback de la carretera, sentir el coche más y que más potencia vaya al eje posterior que en el Turbo".

"El PTV se encarga de repartir más fuerza al eje posterior y si a eso unimos que todos los sistemas dinámicos llevan una puesta a punto específica para el GTS, conseguimos que el coche tenga su propio carácter", comentó Maurice van de Weerd del área de chasis.

Porsche Cayenne GTS 2020

Podéis describir el nuevo Cayenne GTS en pocas palabras? ¿Cuáles son sus principales atributos?

Los principales atributos son deportividad, exclusividad y emocionalidad. En el exterior el Sport Design package con los detalles en negro, llantas de 21 pulgadas en negro, las salidas de escape en negro, las luces LED oscurecidas, el interior con los asientos deportivos, el Alcántara, el aluminio oscuro... Todos esos elementos combinados hacen que el Cayenne GTS se vea muy exclusivo y especial.

¿Cómo de importante es la gama GTS para Porsche?

"GTS se ha establecido por sí mismo como el Cayenne más deportivo (que no más rápido) de la gama. Es deportivo, exclusivo y emocional, está muy cerca del corazón de Porsche y por tanto son muy importantes para nosotros. Esperamos que el 10% de los Cayenne que se vendan en Europa sean versiones GTS, lo cual es un volumen muy considerable", nos dijo Wolfgang Butschek del área de ventas de Cayenne.

Porsche Cayenne GTS 2020

¿Habrá versiones GTS de otros modelos ahora que esa línea se ha hecho tan fuerte?

"Bueno, ahora mismo tenemos GTS en todos los modelos, desde los 718, hasta los Macan, Cayenne y Panamera y lógicamente llegará al 911 992 aunque todavía no se haya presentado. El único modelo que no tiene actualmente versión GTS es el Porsche Taycan, pero ya veremos qué ocurre en el futuro", comentaron los responsables de la marca con un tono algo jocoso que nos lleva a pensar que también se aplicará la fórmula GTS a la berlina eléctrica.

La tendencia en los GTS con el 4.0 en los 718 Boxster y Cayman GTS y ahora con el Cayenne GTS es a aumentar su cilindrada. ¿Ocurrirá también en el Macan GTS?

"Acabamos de lanzar el Macan GTS hace solo unos meses y para mejorar sus prestaciones hemos decidido montar el 2.9 V6 biturbo en lugar del 3.0 turbo anterior, y estamos seguros que es la decisión correcta para ese modelo, que es más pequeño y ligero. El nuevo motor encaja perfectamente con el carácter del coche y estamos satisfechos con el trabajo realizado" nos comentaron.

Así pues, parece que en Porsche tienen claras varias cosas. La primera, es que hay que escuchar a los clientes y si estos reclaman una vuelta atrás en aspectos como el tipo de motores o su cilindrada, hay que hacerles caso. La segunda es que la línea GTS se ha convertido en un pilar muy importante en la marca, y no descartemos ver incluso un Porsche Taycan GTS en el futuro con su característico diseño marcado por las piezas oscurecidas y un carácter más deportivo que el del Turbo y Turbo S.

En Motorpasión | Probamos el BMW X5 M Competition, un SUV de 625 CV con un lado racional y también dispuesto a hacerte perder la cabeza; Guía de la Fórmula 1 2020: estos son todos los equipos y pilotos del mundial más raro de la historia

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios