Compartir
Contenidos contratados por la marca que se menciona

Viajar con niños en un coche híbrido

Viajar con niños en un coche híbrido
1 Comentarios
Publicidad

Llegan las vacaciones y para muchos llega el momento de hacer las maletas y ponerse en marcha hacia el merecido descanso. No tiene por qué ser un destino lejano, ni siquiera un destino de alto copete: simplemente basta con que tengamos que desplazarnos con el equipaje y... los niños. Viajar con niños es un placer, y en vacaciones lo lógico es que queramos estar con nuestros hijos.

Sin embargo, los niños se aburren, se cansan, se impacientan y pueden llegar a irritar al conductor más curtido. No vamos a decir que viajar con niños en un coche híbrido es lo mejor, o mucho mejor que en un coche convencional, pero sí que podemos detectar características que nos harán la vida más fácil. Y también podemos recopilar una serie de consejos para viajar con niños, que nunca vienen mal.

Planificación perfecta, entretenimiento al alcance

Viajar con niños

Lo primero es explicar bien a los niños qué tipo de viaje vamos a hacer: cuánto tiempo vamos a estar en el coche, los sitios que visitaremos, dónde pararemos,... Aunque no podamos evitar la clásica pregunta de "¿hemos llegado ya?", al menos podemos prepararlos, e incluso proponerles juegos para el viaje, como ver quién es el primero que encuentra una pista de la próxima parada.

Aparte de llevar niños, normalmente llevamos bastante equipaje. Es conveniente ser muy organizados para poder colocarlo todo bien en el espacio de carga, ya sea el maletero o bien el maletero más los asientos traseros plegados. Estas cosas se pueden hacer muy bien en un coche espacioso como el Toyota Prius +, sobre todo si no vamos a aprovechar las siete plazas.

Aunque tengamos todo el equipaje bien colocado atrás, conviene llevar siempre un "equipaje de mano" con cosas que entretengan a los más pequeños. Depende mucho de las edades, claro, si son bebés, niños de 5 o 6 años, si son preadolescentes, si son adolescentes,... Sea como sea, conociéndolos sabremos "de que pie cojean", así que podremos tenerlos bien entretenidos e ir pasando etapas.

¿En qué nos ayuda un coche híbrido a la hora de viajar con niños?

Toyota Prius +

La autonomía nos ayuda a ahorrar, pero viajando con niños tendremos que parar más veces aunque no sea a repostar. Al menos en teoría. En esos momentos el motor eléctrico nos permite alargar la autonomía y que no gastemos más gasolina por esas paradas extra. También transmitirá menos ruidos y vibraciones dentro, algo que se agradece si alguno de los niños va dormido. Pero no es la característica más distinguida a la hora de contar las ventajas.

El control anticabeceo que os contamos cuando hablamos del Toyota Prius + sí que ayuda: ayuda a que no se mareen con el traqueteo. Si no le damos importancia a esto es que nunca hemos viajado con niños mareados, ¿verdad? Si a eso sumamos el mayor espacio para pasajeros y la suavidad en los arranques y los trayectos en modo eléctrico (que sí, son características de toda la gama de coches híbridos), tendremos controlada gran parte de las cosas que pueden resultar incómodas para un niño.

No nos olvidemos de que los coches híbridos son en general más silenciosos que los de combustión interna pura, no solo por la parte eléctrica, sino porque en general se busca más confort en marcha, y por eso todo está diseñado de acuerdo a este principio. El último consejo para viajar con niños es quizás el más importante: tener paciencia y no tener prisa por llegar al destino. Al fin y al cabo, estamos de vacaciones.

Foto | Jen's Art & Soul

Publicidad

También te puede gustar

Inicio
Inicio

Ver más artículos