Compartir
Publicidad

Michael Schumacher admite que Mercedes AMG no tiene ritmo para ganar

Michael Schumacher admite que Mercedes AMG no tiene ritmo para ganar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad
Schumacher es conciente que el proyecto Mercedes AMGF1 luce como barco a la deriva

Michael Schumacher admite que los autos Mercedes no tienen ritmo para disputar el triunfo en Hungaroring puesto que el equipo descendió hasta su peor clasificación de esta temporada. El siete veces Campeón, y máximo ganador de la categoría, partirá desde el lugar 17 en la parrilla, en un circuito donde es muy difícil adelantar.

Las expectativas no son nada optimistas en el equipo alemán puesto que, además de salir desde muy atrás, en todo el fin de semana no se les ha observado firmando buenos cronos. Inocultable también es que el rendimiento de los Mercedes se desvanece con el transcurrir de las carreras.

Schumacher manifiesta que su posición en la parrilla es el resultado de una absoluta falta de ritmo.

"Fue un día bastante duro y difícil para nosotros. En el equipo estamos claros de que no tenemos el ritmo para estar al frente…no creo que pudiésemos haber hecho mucho más de lo que hicimos".

Siendo así, la situación de los alemanes no es muy prometedora. De las escuderías grandes, por todo lo que involucra, Mercedes AMG F1 sigue resultando una gran decepción. La clasificación es para pensárselo muy seriamente, los plateados de McLaren retomaron un ritmo ganador en unos cuantos meses, dejando muy mal parados a los plateados de Mercedes, quienes ya llevan tres años excusándose con la transición y otros cuentos de camino.

También se debe acotar que McLaren es una escudería cliente que compra a Mercedes los motores FO108Z, así que lejos quedaron los tiempos de colaboración entre ambas partes. Los alemanes, a partir de la adquisición de Brawn GP, decidieron divorciarse, en términos tecnológicos y de asistencia, de los británicos pero alguien en todo este panorama falló, y continúa fallando, en la toma de decisiones. Norbet Haug, Ross Brawn, Bob Bell, Schumacher y Rosberg no son ningunos novatos en estas lides. ¿Qué pasa entonces con Mercedes AMG F1?

Las declaraciones de Schumacher en Hungría son lapidarias, más allá de su clasificación sus palabras revelan inconformidad con la escudería y resignación con respecto a sus aspiraciones. Acepta que la diferencia con respecto a los punteros es bastante grande y que en condiciones normales no puede luchar ni por victorias ni por podios.

En Motorpasión F1 | Gran Premio de Hungría Fórmula 1

Vía | Planetf1.com En Motorpasión F1 | Gran Premio Hungría Fórmula 1

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio