Síguenos

Montaje de un motor

… y volverlo a montar. Todo paso a paso. Tanto, que para tomar todas y cada una de las 3.000 fotos que componen el vídeo, el autor se tiró como 11 meses desde que recibió el motor de segunda mano hasta que lo tuvo acabado y montado en su sitio. Eso sí, lo limpió pieza por pieza y le quedó niquelao.

Era un motor que compró por eBay para darle el cambiazo al que tenía en su coche, que había fallecido. El autor del vídeo cuenta que al empezar a desmontarlo quiso tomar fotos para no perderse luego, a la hora del montaje, y la cosa se fue animando y al final tuvo un vídeo que en un concurso de cortos sobre el mundo del Motor daría el pego. Em… No, yo tampoco me creo que fuera así la cosa.

Por cierto, que [spoiler] al acabar le pasa como a cualquier hijo de vecino, que le sobran piezas. [/spoiler] Ah, y como daño colateral tenemos una cámara réflex que acabó pringadita de aceite. La técnica del stop-motion es durilla, de eso doy fe, pero combinada con el desmontaje y montaje de un motor ya se convierte en tarea de titanes, no apta para personas sin un mínimo de paciencia y/o precisión.

La música le queda sencillamente perfecta. Pelín trillada, pero perfecta. Yo de mayor quiero ser como este hombre. Por lo del tiempo libre, digo.

Por cierto, que el vídeo me lo he encontrado esta mañana en menéame mientras buscaba otra cosa (lo típico que pasa), y me he quedado con el comentario de un tal GoDie (encantado, buenos días), que explica un par de detalles que me han parecido interesantes para tener en cuenta:

Yo acabo de desmontar uno de mi moto (1000cc) y puedo decir orgullosamente que no me faltó ni sobró ninguna pieza (de momento al menos no reventó después de 50km circulando). Estuve a punto con una arandela de cobre del sensor de temperatura del bloque del motor (culata) que fue a parar a la bolsa de la basura cuando la creía vacía. Afortunadamente la marca de la arandela y la lógica me dijo que faltaba. Nunca tiréis la basura antes de acabar (evidentemente no seáis guarros y utilizad una bolsa exclusiva para el “taller”).

También tengo que decir que lo único que hace falta para desmontar un motor (y arreglarlo) es hacerlo al menos una vez con alguien todo el proceso, para saber los detalles y perder el miedo… porque en el fondo una vez sabes los cuatro o cinco detalles es más sencillo de lo que parece.

También hay que anotar todo, hacer fotos a veces, fijarse si del mismo sitio el grupo de tornillos son de la misma longitud y anotar si no es así, y hay que ser ordenado, yo opto por el embolsado con bolsas de esas del congelador con cierre hermético, a medida que lo quito lo embolso y lo nombro (“tornillos culata”), y lo numero cuando hace falta (“conjunto válvula admisión 1”). El rollo ese de extenderlo ordenadamente requiere espacio y sobre todo tiempo para hacerlo rápido, porque me imagino que no lo dejas por ahí tirado un mes.

Hasta aquí nuestra clase interactiva de hoy. El próximo día, a ver si nos animamos con la cabina de un Scania V8 o con una central termonuclear como la de Springfield. ¡Bricopasión power!

Vía | menéame
Vídeo | nothinghereok
En Motorpasión | Talleres para manitas ‘versus’ talleres tradicionales

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

40 comentarios