Compartir
Publicidad

Mercedes-Maybach S 600 Pullman Guard: lo más de lo más en berlinas blindadas

Mercedes-Maybach S 600 Pullman Guard: lo más de lo más en berlinas blindadas
Guardar
5 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Con 6,5 metros de longitud, el Mercedes-Maybach S 600 Pullman es una impresionante berlina de altos vuelos enfocada a los empresarios y mandatarios más poderosos del mundo, pero para el cliente que necesite ir un paso más allá, la casa de Stuttgart ofrece ahora la versión blindada o Guard, cuyas primeras unidades se entregarán en la segunda mitad del próximo año 2017. Mientras el Pullman cuesta en Alemania medio millón de euros, la versión Guard asciende a 1,4 millones.

El modelo, cuyo blindaje está basado en el S 600 Guard convencional, ofrece un nivel de protección VR9 incluso en zonas acristaladas (oscurecidas, por supuesto) y pesa la friolera de 5,1 toneladas debido a los refuerzos y protecciones. La luneta trasera, por ejemplo, no se ha blindado, pero sí se ha añadido una plancha de metal tras los asientos traseros que protege la cabeza de sus ocupantes.

Debido al peso de algunos elementos como las puertas o las ventanillas, la apertura de ambos tiene asistencia: las primeras de tipo eléctrico y las segundas hidráulico. Además, la propia estructura del vehículo cuenta con componentes de acero o aramida en zonas clave, para ofrecer protección balística, y los cristales -laminados- están forrados de policarbonato por dentro para evitar esquirlas. Según Daimler, el Pullman Guard ofrece también gran protección frente a explosiones.

Mercedes-Maybach S 600 Pullman Guard
Mercedes-Maybach S 600 Pullman Guard

A nivel interior destacan materiales como el cuero, así como un gran espacio para los ocupantes traseros -también para la cabeza, ya que el Guard es 10 centímetros más alto que un Clase S-, que se sientan en cuatro asientos individuales y totalmente ajustables (dos de ellos plegables si no están en uso y en sentido contrario a la marcha). En el techo del habitáculo trasero hay tres relojes que indican la velocidad, temperatura exterior y hora.

La partición que separa ambas zonas del interior (la dedicada a pasajeros y la del chófer) cuenta con una ventanilla de accionamiento eléctrico y opacidad variable, que integra una pantalla de 18,5 pulgadas. Opcionalmente se ofrece todo tipo de equipamiento, desde sirena o luces rotativas, hasta radios, batería de arranque auxiliar, sistema de comunicaciones con altavoz exterior, etc...

Bajo el capó se esconde un motor 6.0 litros V12 biturbo de 530 CV y 830 Nm, aunque la velocidad máxima de semejante tanque está limitada a sólo 160 km/h.

En Motorpasión | Mercedes-Maybach S 600 Guard: el último tanque de Daimler

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad

Ver más artículos