Síguenos

Renault Twin'Z Concept-Car

Algo se mueve en la marca del rombo. Días atrás nos devanábamos los sesos con el supuesto heredero del Renault 5 (sí, ya sabemos que el Clio fue el heredero siguiendo la línea sucesoria cuando Renault abandonó los números y se fue a buscar las letras), y ahora nos llega un prototipo hiperfuturista del que hablamos días atrás y al que ya se le compara con el eterno utilitario francés: Renault Twin’Z Concept-Car es su nombre.

No se trata del mismo modelo que vimos derrapando por ahí. Aquel sonaba de lo lindo, este es eléctrico. Con todo, Renault explica que el Renault Twin’Z Concept-Car toma su inspiración del primer Twingo y del Renault 5, así que las comparaciones están servidas. Por su parte, este modelo parece un anticipo para un modelo que debería colocarse justo por debajo del Renault ZOE… si llegase a producirse.

Renault Twin’Z Concept-Car, vista frontal

Aspecto exterior del Twin’Z

Renault ha recurrido a los servicios del diseñador Ross Lovegrove, que junto al director de Diseño Industrial de la marca, Laurens van den Acker, ha querido plasmar en el prototipo las formas de la Naturaleza utilizando técnicas de modelado por 3D. Algunos elementos, como la parrilla frontal, van más allá de la estética y son plenamente funcionales para garantizar una mejor dinámica.

Con una longitud de 3.627 mm, una batalla de 2.495 mm, una anchura de 1.705 mm y una altura de 1.506 mm, la línea del Twin’Z Concept-Car es robusta y se apoya en unas ruedas de aleación de aluminio, de 18 pulgadas, calzadas con neumáticos 205/40 diseñados específicamente por Michelin.

Renault Twin’Z Concept-Car, puertas suicidas

Llaman la atención en el diseño del prototipo la existencia de cinco puertas por defecto, que son de accionamiento eléctrico, y que las traseras sean puertas de apertura inversa —conocidas comúnmente como puertas suicidas—, así como la ausencia del pilar central, un ejercicio de diseño que quizá no vaya más allá del Renault Twin’Z Concept-Car, es decir, del prototipo.

En el techo, una superficie acristalada sirve de soporte para una estructura de luces LED que se extienden desde el frontal hasta la zaga, creando una continuidad lumínica que abunda en el carácter marcadamente tecnológico del vehículo, cuya carrocería ha sido fabricada en fibra de carbono sobre un chasis de estructura tubular.

Renault Twin'Z Concept-Car

Motorización del Renault Twin’Z Concept-Car

El Renault Twin’Z Concept-Car es un eléctrico que hereda el bagaje acumulado por la marca durante los últimos tiempos, en los que se ha querido convertir en adalid de los electrones aplicados a la movilidad cotidiana. Su propulsor, situado en la parte trasera del vehículo es un motor síncrono que entrega 50 kW (equivalentes a 68 CV) con un par de 226 Nm.

Habemus electropepinillo todo atrás que con 980 kg de masa (no se especifica si esto incluye las baterías) puede dar de sí para algunas carreras a una velocidad máxima de 130 km/h. Son 160 km de autonomía los que consigue con sus cuatro baterías de iones de litio alojadas bajo el suelo del coche, que le dan una tensión de 96 V.

La transmisión hasta el tren trasero se realiza de forma directa con una caja reductora y un inversor de marcha para poder deshacer el camino rodado. En el eje delantero, suspensión tipo MacPherson, y en el trasero, doble brazo, con amortiguadores Öhlins ajustables.

Renault Twin’Z Concept-Car, vista interior

Interior del Renault Twin’Z Concept-Car

En el interior del Renault Twin’Z Concept-Car encontramos, sobre todo, espacio; un espacio en el que no hay elementos que interfieran entre los ocupantes. Lo que la marca define como un ambiente de pureza y ligereza queda definido por unas líneas luminosas y un uso de materiales más que etéreos.

Renault Twin’Z Concept-Car, vista interior

Los cuatro asientos son de reducidas dimensiones, y su estructura ha sido “desmaterializada”, según cuentan en Renault. La idea ha sido proveer a los asientos de una estructura absolutamente ligera que de un lado adquiere la apariencia de una planta trepadora y, del otro, se ha tapizado en un tejido 3D impermeable e ignífugo además de transpirable.

Por supuesto, la línea tecnológica que se intuye en el exterior tiene su continuidad en el interior, donde las luces de ledes toman el mando y donde la columna de la dirección y el panel de instrumentación de formas tradicionales quedan reducidos a… nada. Ventajas de llevar la electrónica hasta las últimas consecuencias.

Renault Twin’Z Concept-Car

Ver galeria completa » Renault Twin’Z Concept-Car (49 fotos)

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

19 comentarios