Compartir
Contenidos contratados por la marca que se menciona

Así es el nuevo Toyota GT 86 Limited Edition, alma de competición

Así es el nuevo Toyota GT 86 Limited Edition, alma de competición
Guardar
2 Comentarios
Publicidad

Sigue a Toyota

Recibe novedades de Toyota

Facebook Twitter Youtube

Desde el día de su presentación, un notable toque asiático se ha hecho notar en cada elemento de la campaña de marketing del Toyota GT86. No sólo recibe una denominación que hace honor a uno de los más legendarios Toyota de la historia, el AE86, sino que además el catálogo y las imágenes oficiales eran, parcialmente, dibujos del estilo que podríamos ver en cualquier manga. Como si, de alguna manera, el GT86 quisiera ser la nueva elección de Takumi Fujiwara, el protagonista del popular manga japonés, Initial D. Este 2015, el Toyota no hace cambios mecánicos en el GT 86, pero sí ofrecerá una serie limitada para alegrar a los conductores más racing.

Dos tonos de blanco, otros dos en negro, en azul, rojo y naranja son las opciones que tienen hasta ahora los interesados a la hora de hacerse con una unidad. Para dotarle de algo más de personalidad, este 2015 tendremos en las carreteras europeas un deslumbrante y exclusivo Toyota GT 86 en amarillo. Color sobre el que se colocarán unas bandas de vinilo de estilo clásico, como las que encontraríamos en un coche de circuito en el protagonista de un manga. Una decoración que lo distinga del resto; un toque de exclusividad para hacer sacarlo de lo común. ¿Qué os parece?

Toyota Gt86 Ltd

Este Limited Edition llegará al viejo continente ese 2015 con pequeñas diferencias entre países. En Reino Unido, por ejemplo, se venderán solamente 86 unidades con este tono. Los vinilos en el caso de las islas británicas, se colocan en los faldones laterales del vehículo, dejando su brillante frontal al descubierto. Esta versión se monta sobre la configuración manual e incluye asientos de piel calefactables, además de la posibilidad de añadir vinilos extra sin coste extra alguno, como veremos a continuación.

En otros países, como por ejemplo en Italia, sólo 50 unidades se pondrán a la venta. El interesado tendrá además la opción de incluir navegador en el equipamiento de serie, exactamente como en la versión británica. La exclusividad, el color, los adhesivos y los asientos de piel aumentan el precio del GT 86 básico hasta superar por poco los 30.000 euros. Sentirse único y poder escapar de la normalidad en un coche que bien podría ser el vehículo oficial para la próxima Kill Bill, no tiene precio, aunque de momento tendremos que esperar para verlo por nuestras carreteras ya que no está prevista su venta en España.

En Espacio Toyota:

Publicidad

También te puede gustar

Ver más artículos