Compartir
Contenidos contratados por la marca que se menciona

Puede que tengas una mala postura al conducir y no lo sepas. Así afecta a tu seguridad

Puede que tengas una mala postura al conducir y no lo sepas. Así afecta a tu seguridad
Guardar
1 Comentarios
Publicidad

Sigue a Toyota

Recibe novedades de Toyota

Facebook Twitter Youtube

Todos pasamos una buena cantidad de tiempo sentados a lo largo del día, unos más que otros dependiendo de nuestros empleos y nuestra rutina diaria. Retiras la silla, te sientas y te arrimas a la mesa o bien simplemente te dejas caer en el sillón. Sin embargo, a la hora de conducir, no es tan fácil y debemos tenerlo muy en cuenta. La postura de conducción tiene una enorme importancia tanto en confort como en seguridad.

Si nos fijamos (cuando vamos de acompañante), es habitual ver todo tipo de casos de mala postura al volante. Desde la abuelita que va con el asiento lo más cerca posible al salpicadero, el respaldo totalmente vertical y casi tocando con la barbilla la parte superior del volante, hasta el típico “chungo de barrio” con el asiento atrás del todo, y el respaldo casi horizontal. Por no olvidarnos de las personas que llevan el asiento tan bajo que sólo les asoma el tupé por la ventanilla.

Esta vez, vamos a explicar cómo debes colocar tu asiento, volante, espejos y cinturón de seguridad para, además de conducir con una mayor agilidad y mejor seguridad en caso de accidente, lograr un mayor confort que, por ende, reducirá la fatiga al volante. Estos aspectos tienen una gran importancia, por lo que debemos prestarles la atención que se merecen. Como es lógico, todos estos reglajes hay que realizarlos con el vehículo parado.

¿Cómo me ajusto el asiento?

La primera regulación que debemos hacer al subirnos al coche es la del asiento. Dependiendo del modelo del coche, encontraremos varias palancas, ruletas y palancas o bien botones para activar los distintos motores eléctricos que moverán el asiento en el caso de la alta gama. Una vez localizados y comprobadas las funciones cada mando empezamos con el reglaje. Podemos comenzar desplazando la banqueta longitudinalmente hasta una posición aproximada de la que creemos, “a ojo”, correcta. Más tarde la ajustaremos con precisión.

La regulación de inclinación del respaldo es muy sencilla. Toda (o prácticamente toda) nuestra espalda debe quedar en contacto con el respaldo, por lo que una leve inclinación respecto al eje vertical será lo adecuado. De esta manera encontraremos una postura cómoda y relajada. Cuando iniciemos la marcha notaremos que, desde los riñones hasta la altura de los hombros, descansamos sobre el asiento.

Asiento Toyota Land Cruiser Detalles

En cuanto al reglaje longitudinal del asiento, nos debe permitir pisar a fondo el embrague sin que nuestra pierna izquierda quede totalmente estirada y sin tener que mover el resto del cuerpo en la acción del desembragado. Además, y como referencia, si tenemos la espalda y los hombros tocando completamente el respaldo de los asientos, estirando los brazos nuestras muñecas deben llegar a apoyarse sobre la parte superior del volante.

Muy importante, tanto o más que el asiento, es la regulación del reposacabezas. Este elemento no está diseñado para la comodidad, sino para la seguridad, la pasiva concretamente. Su regulación es la más sencilla. Pulsamos el botón que permite liberar el trinquete y lo colocamos de tal forma que, la parte superior del reposacabezas quede uno o dos centímetros por encima de nuestra cabeza. Si también tiene regulación en distancia, que no llegue a molestarnos por empujarnos hacia delante ni quede demasiado retirado de nuestra nuca.

¿Y el volante?

Una vez que tenemos totalmente ajustado el asiento pasamos a ajustarnos el volante. En la mayoría de coches actuales es habitual encontrarnos con regulación de la dirección tanto en altura como en profundidad, lo que nos permite obtener una postura más cómoda y adaptada a cada uno; mientras que hace unos años la mayoría de coches ofrecían únicamente regulación en altura.

Volante Toyota Land Cruiser

Con una palanca ubicada en la columna de la dirección, desbloqueamos el volante y ya podemos proceder al ajuste. Esta regulación dependerá, igualmente, de nuestra estatura; aunque también de lo alto o bajo que llevemos el asiento y la inclinación del respaldo. Por tanto, una persona con una estatura de entre 1,75 y 1,80 metros, en condiciones normales, dejará el volante en la zona media de sus posibilidades regulación.

En cualquier caso, es importante volver a comprobar si extendiendo nuestros brazos las muñecas pueden descansar sobre la parte superior del volante. También debemos cerciorarnos de que podemos ver, sin necesidad de mover la cabeza, todos los datos que nos ofrece el cuadro de relojes, bien sea a través del aro del volante, o bien por encima del mismo, dependiendo de los distintos modelos.

¿Cómo regular los espejos de la forma más segura posible?

Los espejos son unos de los elementos más olvidados del coche, así como los intermitentes. Una correcta regulación de los retrovisores puede marcar la diferencia entre percatarnos de que tenemos un coche detrás nuestra y prácticamente a nuestro lado o no, lo que se puede traducir en cambiarnos de carril pensando que no hay nadie y sufrir un toque lateral que, con mucha facilidad puede finalizar en un trompo y salida de vía o choque contra quitamiedos de ambos vehículos.

Toyota Land Cruiser Espejo

Empezamos ajustando el espejo interior central, el que va en el parabrisas. Nos colocamos como si estuviéramos conduciendo y lo ajustamos de tal forma que refleje la imagen de toda la luneta trasera. Muy sencillo.

Hoy en día, prácticamente todos los vehículos nuevos ya cuentan con regulación eléctrica de los retrovisores exteriores. Igualmente nos colocamos en postura de conducción y empezamos con el reglaje. Es especialmente importante que esta regulación la realicemos en un sitio llano para así evitar que queden ligeramente orientados hacia arriba o, por el contrario, hacia abajo.

Tanto en el retrovisor izquierdo como en el derecho, la regulación idónea es aquella que nos permite ver mínimamente la carrocería. Podemos tomar como referencia las manillas de las puertas traseras, ya que suelen estar a media altura de la carrocería y ser el elemento más saliente del lateral a esa altura. Viendo sólo estas manillas, sin necesidad de ver más parte de nuestro coche, y quedando cerca de la zona media en altura del retrovisor, podemos garantizar una buena visión trasera.

¿Tiene regulación el cinturón de seguridad?

Hasta principios del siglo XXI, no eran muchos los vehículos que permitían un ajuste en altura del cinturón de seguridad. Ahora, por suerte, son muy pocas las marcas y modelos que continúan sin ofrecer esa posibilidad de ajuste. Como bien sabemos, el cinturón de seguridad es sin duda el elemento de seguridad pasiva más importante de los coches, por lo que no debemos olvidarnos de su regulación.

Rav4 Hybrid asiento

Para ajustarlo debemos abrochárnoslo y comprobar por dónde pasa la parte superior del mismo. El reglaje perfecto de éste es cuando la banda del cinturón pasa sobre nuestra clavícula, entre el final del hombro y el comienzo de nuestro cuello. Es esencial que no nos roce el lateral del cuello ya que, en caso de accidente, podría ocasionarnos un peligroso corte en esta zona. Si por el contrario, se encuentra muy próximo al final del hombro, en un accidente podría deslizarse hacia abajo por el brazo y no realizar su función correctamente.

Publicidad

También te puede gustar

Comentarios cerrados

Ver más artículos