Esta sección y sus contenidos han sido contratados específicamente por la marca que se menciona

Grenoble acoge el experimento de transporte urbano sostenible de Toyota

Descárgate el catálogo Configura tu Toyota Prueba de vehículo Promociones del mes Encuentra tu concesionario Lista de precios

Sigue a Toyota

Recibe novedades de Toyota

Facebook Twitter Youtube

Esquema Grenoble


Seguramente ya hayas oído hablar de las plataformas de vehículo compartido que en los últimos años se han extendido por el viejo continente gracias, por ejemplo, a sitios como Carpooling. En su caso cuentan ya con cuatro millones y medio de usuarios registrados y el número de trayectos en los que la población ha ahorrado un pellizco al compartir coche y gastos es incalculable.

Pues bien, Toyota junto al gobierno de la ciudad gala de Grenoble han firmado el memorándum de un proyecto que pretende revolucionar el transporte público y urbano tal y como lo conocemos actualmente. Y es que pretenden poner en marcha una flota de vehículos eléctricos ultra-compactos de uso público para cubrir ese “último tramo” que separa una estación de tren de nuestro destino y reducir el uso del vehículo privado para contribuir a la reducción de emisiones de gases contaminantes.

Experimento por la movilidad limpia


Toyota I-Road
Esta flota tendría sus bases y puntos de recarga cerca de las principales estaciones de tren o aeropuertos y en puntos estratégicos del área metropolitana de la ciudad francesa. Électricité de France, que también ha firmado el acuerdo, se encargará de localizar y construir la infraestructura necesaria para llevarlo a cabo.

Una vez se ponga en funcionamiento a finales de 2014 el objetivo es comprender la relación entre los transportes públicos y los privados individuales hallando el punto de conexión entre ambos para poder desarrollar más tarde la estrategia idónea que una ambas modalidades.

Hasta 70 unidades entre el COMS, producido por Toyota Auto Body, y el Toyota i-ROAD poblarán las calles de Grenoble. Sus dimensiones ultra-compactas, agilidad y nula emisión de gases los convierten en la mejor opción para llevar a cabo durante este experimento que durará tres años.

El usuario podrá planificar su viaje a través de una aplicación para smartphone, calculando el tiempo que necesita para cada trayecto, consultando las unidades disponibles en el parking de vehículos compartidos o el precio final de la ruta. A finales del año que viene podremos por fin dejar de lado los “renders“ por ordenador y ver en acción este tipo de vehículos, apostamos a que las primeras pruebas no tardarán en llegar a la prensa internacional.

En Espacio Toyota:

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

1 comentario