Compartir
Contenidos contratados por la marca que se menciona

6.578.725 euros vale el top 10 de coches más caros de Toyota de toda la historia

6.578.725 euros vale el top 10 de coches más caros de Toyota de toda la historia
Guardar
1 Comentarios
Publicidad

Sigue a Toyota

Recibe novedades de Toyota

Facebook Twitter Youtube

Coches de capricho, de ensueño, míticos y todo lo que te puedas imaginar se pasean cada día por las casas de subastas y exposiciones de todo el mundo.

Muchos compradores pagan cantidades desorbitadas por conseguir estas piezas únicas, algunos de estos modelos han hecho las delicias en el cine, otros sencillamente han marcado una época.

Todo el mundo tiene en mente algún modelo por el que pagaría, si pudiese, lo que estuviera en su mano para poder hacer realidad un sueño.

Pues sí, las fábricas de coches son como fábricas de sueños, y cuando “rizan el rizo” y salen de ellas estas obras maestras se convierten en mucho más que coches.

El Top, el 2000GT por 1.060.406 euros

2000gt 1 1068x1280 Foto: RM Sotheby's

No cabe la menor duda que el 2000GT es el auténtico, y mítico Toyota, cuando en el Tokyo Motor Show de 1965 los deseados y admirados deportivos europeos y estadounidenses esperaban ser las estrellas del evento, un serio competidor se les coló en el Hall of Fame. El Toyota 2000GT se convirtió en el primer deportivo asiático capaz de entusiasmar al público.

EL TOYOTA 2000GT FUE LA GRAN APUESTA NIPONA EN EL TOKYO MOTOR SHOW DE 1965

6 cilindros, doble árbol de levas, 2000 c.c. y 150 CV son las señas de identidad del motor de este coche, pero sin duda hay algo más cuando hablamos del coche más emocionante de Toyota.

Contaba con carburadores de doble estrangulamiento, transmisión manual totalmente sincronizada de cinco velocidades con overdrive, suspensión independiente y frenos de disco asistidos en las cuatro ruedas.

Este modelo salió a la venta por unos 7.000 dólares en 1967, un poco más caro que sus directos competidores, algo que pudo influir en que no se llegase a la venta esperada de 1.000 unidades. Finalmente de la fábrica solamente salieron 351 unidades y muy pocos fueron exportados, esta es una razón por la que nunca llegó a alcanzar la misma fama fuera de Japón que sus hermanos europeos.

Se dice que el Toyota 2000GT es quizá "el mejor coche deportivo que nunca se ha oído hablar". Fue desarrollado en colaboración con Yamaha, si bien es cierto que en un inicio Yamaha iba a desarrollar el proyecto con Dustin, pero por motivos económicos o estratégicos abandonaron el proyecto.

Apenas un año después, era Toyota la que contrataba los servicios de Yamaha para desarrollar el 2000GT. James Crowe, describió este coche en Road & Track como "altamente elegante en el manejo y la conducción y uno de los coches más emocionantes que hemos conducido."

Los lujosos accesorios de interior, incluyendo un panel de chapa de palo de rosa y una radio de búsqueda de señal, fueron descritos como "a la altura de un gran turismo, un impresionante coche de lujo en el que sentarse, conducir, o simplemente admirar."

Este modelo en concreto es muy especial, ya que es uno de los 62 que se fabricaron con el volante a la izquierda, fue adquirido por el último comprador, el Sr. Davis a otro coleccionista de Texas.

El coche había sido restaurado con anterioridad, pero fue durante su tiempo en la Colección Davis cuando fue sometido a una importante labor de restauración, incluyendo el pintado del interior de los compartimentos de los faros en negro, aplicación del acabado de color gris en torno a la ventana lateral, y pintando en su estado original Bendix amarillo.

En el momento de la venta la lectura del cuentakilómetros, “cuentamillas” en este caso, era de 62.000 millas, que se cree original, como lo demuestra el excelente estado de los medidores no restaurados, tablero, la consola, y los asientos, que estaban de origen.

959.415 euros por el 2000GT africano

Aunque la mayor parte de los modelos con volante a la derecha se quedaron en Japón, este modelo junto con otro más fue vendido en Mozambique, y adquirido por Roger Holstead, un entusiasta de los coches deportivos de Sudáfrica, a finales de 1970.

2000gt 2 Monterey Agosto 2014 1280x853 Foto: RM Sotheby's

Holstead mantuvo este coche hasta 1986, cuando lo vendió a los especialistas en este modelo, Peter Starr y Robert Tkáčik, de Maine Line Exotics en Biddleford, Maine.

DOS UNIDADES CON VOLANTE A LA DERECHA SE VENDIERON EN MOZAMBIQUE

Ese mismo año, el coche fue comprado por Javier Quirós, que era el importador de Toyota para Costa Rica, la cuarta distribuidora de Toyota más antigua de todo el mundo. Quirós conducía este coche con frecuencia y también en algún rallye de época.

A partir de septiembre de 2013, este 2000GT fue cuidadosamente restaurado siguiendo las especificaciones originales por Restauraciones Clásicas, la empresa de restauración más importante de Costa Rica, bajo la dirección de sus propietarios actuales y con la ayuda del propio Quirós.

Después de más de 4.000 horas de trabajo, la restauración se completó a finales de mayo de 2014, y los resultados simplemente hablan por sí mismos.

El Toyota 2000GT que menos se restauró, por 888.721 euros

Este fue uno de los 54 que se entregaron en Estados Unidos. A pesar de que en el momento de la subasta era en gran medida original, sin restaurar, este espectacular 2000GT se conservaba en perfectas condiciones.

Toyota2000gt Rojo 1024x683 Foto: RM Sotheby's

Tan sólo se repintó una vez en su color original de rojo solar. El motor y la transmisión se mantienen completamente originales y funcionando.

MOTOR Y TRANSMISIÓN ORIGINALES Y FUNCIONANDO A LA PERFECCIÓN

El interior también es muy original aunque mostraba algunos signos de desgaste. El coche se entregó con una gran cantidad de documentación, incluyendo la tarjeta original de garantía, factura de compra, registro, etiqueta de la ventana, libro de mantenimiento, y el manual del propietario.

De hecho, este es sin duda uno de los mejores 2000GT que existen, podemos decir que es el más puro y más original.

Un Toyota 2000GT que no pasa calor, subastado por 858.564 euros

Al igual que el resto de Toyota 2000GT, esto modelo se subastó por Sotheby´s en Monterrey en agosto de 2013, se trata, al igual que el anterior, de otro de los que se importaron originalmente para Estados Unidos.

Motor 2000gt 1024x683 Foto: RM Sotheby's

Este 2000GT siempre ha estado en manos de propietarios privados con vínculos a los concesionarios Toyota, permitiendo de este coche el acceso a un servicio oficial y, lo más importante, piezas siempre apropiadas, algo que es complicado en el mundo de la 2000GT.

ADAPTADO A LOS CALUROSOS VERANOS DE FLORIDA, ESTE MODELO SE EQUIPÓ CON UN RADIADOR ESPECIAL

El último propietario disfrutaba conduciéndolo en Florida, como tal, se equipó para hacer frente a la conducción en los veranos calientes de esta zona con un sistema moderno de enfriamiento y un radiador especial, para asegurarse de que no se sobrecalentase.

En el momento de la venta mostró sólo 60.000 millas recorridas.

Toyota 2000GT de 1967 por 808.060 euros, con herramientas incluidas

Este 2000GT fue construido en diciembre de 1967 y es vendido en Bélgica, donde el propietario original lo conserva hasta 1985, cuando fue adquirido por su segundo propietario, Karl Walterscheidt de Alemania.

ESTE MODELO SE SUBASTÓ CON PIEZAS DE REPUESTO ORIGINALES Y OTROS EXTRAS

Herr Walterscheidt, fue el primer distribuidor de Toyota de Alemania y un entusiasta ávido que en 1999 decidió llevar a cabo una restauración completa y exhaustiva durante tres años de este clásico japonés.

Después de la restauración del coche, tomó parte en el Schloss Dyck Classic Days de 2010, donde se encontraba dentro de la exposición de Toyota. El propietario, que disfrutaba conduciéndolo, también participó en la concentración de Nürburgring clásico.

2000 Gt Amelia Island 5 1024x683 Foto: RM Sotheby's

Este 2000GT fue adquirido por el actual propietario en febrero de 2012, que también le ha sometido a una restauración. Además, de la radio Blaupunkt, junto con una serie de piezas de repuesto adicionales, destacando, un rollo de herramientas originales, hoy en día difícil de encontrar completa.

Toyota 2000GT por 732.304 euros, disfrutado en pareja

Este modelo se subastó por Sotheby´s 12 de marzo de 2016 en Amelia Island.

2000gt 6 Amelia Island 1024x684 Foto: RM Sotheby's

Comercializado a través de Don Placke Toyota de San Luis, en Missouri, uno de los primeros distribuidores de EE.UU. Unos años más tarde cayó en las manos de Bill Spencer, distribuidor principal de otra sala de ventas de Toyota, Competition sports cars en Lawrence, Kansas.

Spencer vendió el concesionario un año más tarde y, al mismo tiempo se convirtió en el primer propietario, para él y para su esposa Harriet fue un auténtico tesoro durante décadas.

EL TOYOTA 2000GT ABRIÓ EL CAMINO A LOS DEPORTTIVOS JAPONESES QUE VINIERON DESPUÉS

La señora Spencer se convirtió en la nueva propietaria del coche tras la muerte de su marido en 2001 y, seis años más tarde, encargó una renovación completa a Maine Line Exotics de Biddeford. Poco después se vendió a otro coleccionista en el noroeste del Pacífico.

En la propiedad anterior, Maine Line Exotics reconstruyó el motor y la suspensión del coche e instaló un nuevo sistema de escape y sustituyó los carburadores Solex, que aún se conservan, por unos Weber. Los embellecedores se cromaron y el interior se mejoró.

A excepción del tablero de chapa de palo de rosa que muestra cierto desgaste, en el momento de la venta el coche lucía 46.859 millas, indicativos de un uso cuidadoso por sus respectivos dueños.

Otro 2000GT de 1968, por 728.000 euros, del blanco al rojo

Subastado en Mónaco en mayo de 2014 y fabricado el 19 de enero de 1968, de color Blanco Pegaso.

Este 2000GT se sometió a una restauración, donde fue pintado en un tono más llamativo de color Borgoña y equipado con ruedas de alambre cromado de estilo Borrani. El color de la pintura queda acentuado por los detalles cromados en el coche, que realza el diseño de este impresionante coche deportivo.

El 2000GT es un coche de gran importancia en la historia del automóvil. Sin él, quizá no se habrían hecho realidad otros modelos posteriores japoneses.

Como curiosidad y para terminar de hablar de este modelo, decir que en 1967, el 2000GT tuvo su paso por la pantalla grande. En “Sólo se vive dos veces”, la quinta película de la serie de James Bond, en la que debía desenmascarar a la peligrosa organización Spectra y a su diabólico líder, tuvo la valiosa ayuda de este coche.

En ella el 2000GT mostraba toda su versatilidad por las calles de Tokio y por carreteras de montaña, en las que se desenvolvió con soltura y agilidad.

Toyota tuvo que hacer un modelo descapotable especial para poder alojar el metro noventa de Sean Connery, quien encarnaba a 007 en esta película.

Toyota Celica IMSA GTO DE 1986, por 221.296 euros

Con cuatro cilindros en línea, 2.090 cc y turbocompresor, los 450 CV hicieron volar a este modelo en los años 80, el Celica contaba con transmisión manual de cinco velocidades, suspensión independiente y frenos de disco en las cuatro ruedas.

Fue vendido por Toyota al ganador del campeonato de conductor Chris Cord y fue uno de los tres construidos para los campeonatos de 1986, 87 y 88.

Este modelo fue todo un ejemplo de la historia memorable de la colaboración entre los AAR y Toyota. En 1964, Dan Gurney y Carroll Shelby,fundaron All American Racers (AAR) con el respaldo de los neumáticos Goodyear.

Su brillante historia atrajo en los años 80 a Toyota, deseosa de introducir el Celica en el mundo de la competición para promocionar el carácter deportivo de este automóvil en Estados Unidos.

ESTE MODELO FUE UNO DE LOS TRES CONSTRUIDOS PARA LOS CAMPEONATOS DE 1986, 87 Y 88

En 1983, Toyota y AAR entraron en una alianza para competir en la clase GTU, y en 1985 habían ganado 10 carreras. Coincidiendo con el lanzamiento de la próxima generación Celica T160, se tomó la decisión de subir de categoría y competir en el GTO o Grand Touring.

Después de que el programa concluyó en 1989, este coche fue vendido directamente por Toyota Motor Sales EE.UU. a su ganador del campeonato de conductor Chris Cord.

El Toyota Supra de Paul Walker en “A todo gas” por 166.000 euros

Se trata del Toyota Supra MKIV que el personaje de Brian O’Connor, interpretado por el fallecido Paul Walker, conducía en la primera película de esta saga.

Este Toyota Supra es una de las varias unidades que los especialistas de The Shark Shop prepararon para la película, pero es el más importante, puesto que fue que apareció en más escenas.

El coche se subastó después de la muerte del protagonista en la vida real. También el Supra de “2 Fast 2 Furious” fue subastado unos meses antes.

Un todo terreno de 155.986 euros, el Land Cruiser FJ43

Restaurado completamente por la empresa FJ Company, especializada en este modelo, el 20 de agosto de 2016 se subastó en Pebble Beach un Toyota Land Cruiser FJ43 de 1981. Con piezas originales traídas desde Japón, reconstrucción del motor 2F original, instalación de faros LED y una mejora considerable del aspecto exterior en verde oliva.

Este modelo tiene restaurado y mejorado la dirección asistida, el carburador, el radiador de aluminio, los frenos de disco delanteros y se ha instalado un sistema de suspensión Old Man Emu.

Su interior también se ha reformado con una capota de lona, asientos de cuero, cinturones de seguridad de 4 puntos y un sistema de extinción de incendios personalizado.

El Toyota Land Cruiser comenzó a comercializarse en 1960 y fue considerado como uno de los mejores todoterrenos de la época, además del más vendido con más de cinco millones de unidades comercializadas.

Publicidad

También te puede gustar

Ver más artículos