El motor diésel más potente del mundo se llama Wärtsilä RT-flex96C y es una inmensa mole de 80.080 kW y 7,6 millones de Nm
Tecnología

El motor diésel más potente del mundo se llama Wärtsilä RT-flex96C y es una inmensa mole de 80.080 kW y 7,6 millones de Nm

Lógicamente, los motores de combustión más grandes del mundo no se encuentran en el sector del automóvil, sino en el de la marina mercante. Son los propulsores utilizados en los grandes buques de carga, como es el caso del Wärtsilä RT-flex96C, considerado el motor diésel más potente del mundo. Y el más grande, también.

Hablamos de una auténtica mole que pesa la friolera de 2.300 toneladas en su versión de catorce cilindros (se ofrece en variantes de entre seis y catorce) y, aunque fue lanzado en 2003, desde su última actualización que data de 2006 produce una potencia total de nada menos que 80.080 kW o 108.909 CV, así como un par máximo de 7,6 millones de Nm.

Wartsila RT-flex96C
Es un motor diésel turbo de dos tiempos, 14 cilindros y tiene una potencia máxima de 108.909 CV

26 metros de largo, 13,5 metros de altura y 7.779 CV por cilindro

Wärtsilä RT-flex96C, el motor diésel más potente del mundo

Se trata de un bloque turbodiésel de dos tiempos con una cilindrada de 25.480 litros, en activo desde 2006, fecha en la que se estrenó en el buque Emma Mærsk, por entonces el mayor barco mercante del mundo. Es obra de la compañía finlandesa Wärtsilä Corporation, cuyo negocio se centra en los sectores de la marina y de la energía, y tiene alrededor de 19.000 empleados.

Todas sus cifras son un escándalo, a excepción del régimen al que trabaja, ya que gira a una velocidad muy lenta en comparación a otro tipo de motores: entre 92 y 102 revoluciones por minuto. Según el fabricante, la velocidad del pistón en este motor es de 8,5 metros por segundo.

Wartsila RT-flex96C
Permite que gigantescos buques de carga naveguen a una velocidad de hasta 27 nudos (50 km/h)

El bloque mide 26 metros de largo y 13,5 metros de altura: es decir, lo que un edificio de cuatro plantas. Además del motor más potente del mundo, es también el motor reciprocante más grande del mundo. Sus pistones miden 6 metros de alto y pesan 5,5 toneladas cada uno.

Este modelo, lanzado originalmente en 1994 como el RTA96C, fue evolucionado ya en 2003 mediante la tecnología RT-Flex de inyección de combustible de raíl común o Common Rail de control electrónico. De ahí su denominación actual: RT-flex96C.

Wartsila RT-flex96C
Este 'chiquitín' mide 26 metros de largo y tiene la altura de un edificio de cuatro plantas
Wärtsilä RT-flex96C, el motor diésel más potente del mundo

Y es que, a partir de dicho año se decidió que todos los motores de 13 y 14 cilindros contarían con esta tecnología, por las diferentes ventajas que ofrecía en cuanto a consumo de combustible, reducción de costes de mantenimiento y utilización, funcionamiento sin humo a cualquier régimen del motor, etc...

En 2020 este sistema de inyección recibió una nueva actualización en la unidad de gestión, con un nuevo diseño y el uso de materiales más resistentes que, según Wärtsilä, evita con mayor eficacia las fugas y aumenta la expectativa de vida de este coloso. A día de hoy lo equipan buques colosales, capaces de albergar a miles de trabajadores, normalmente utilizados para transportar carga desde China.

En Motorpasión | Los puentes más altos del mundo: seis titanes nacidos para mejorar los viajes en coche | Reinventar la rueda ha sido la obsesión de los ingenieros durante años, y estos son algunos locos ejemplos

Temas
Inicio