Publicidad

Ford invierte en Rivian y utilizará la plataforma de los Rivian para un modelo propio

Ford invierte en Rivian y utilizará la plataforma de los Rivian para un modelo propio
5 comentarios

Publicidad

Publicidad

Ford anunció hoy una inversión de 500 millones de dólares en la start-up Rivian, cuyos dos primeros coches eléctricos se dieron a conocer a principios de año. Pero no se limita a inyectar fondos en lo que promete ser un duro rival para Tesla, Ford también quiere utilizar la tecnología de Rivian para al menos un nuevo modelo.

Ambos fabricantes se han puesto de acuerdo para desarrollar un nuevo modelo de coche eléctrico sobre la base de la versátil plataforma Rivian, la misma que utilizarán el pick-up R1T y el SUV R1S. Este nuevo modelo se uniría a la gama de coches eléctricos que prevé tener Ford en 2022.

De momento, Ford ha confirmado tan sólo dos vehículos eléctricos, un crossover inspirado en el Ford Mustang previsto para 2020 y una versión 100 % eléctrica del Ford F-150, actualmente el modelo más vendido en Estados Unidos. Justamente, el primero de los dos modelos presentados en el pasado Salón de Los Angeles fue un pick-up, el Rivian R1T.

Y es que Rivian sabe que el éxito en Estados Unidos pasa por tener un pick-up en la gama. Aunque es verdad que el R1T está en un segmento inferior en términos de dimensiones que el Ford F-150. Dicho esto, no significa que Ford y Rivian vayan a fabricar un pick-up de forma conjunta (o sí). Y es que la plataforma de tipo “skateborad”, como la llaman en Rivian, permite la fabricación de casi cualquier tipo de vehículo.

Hace unas semanas, en una nueva ronda de inversión de Rivian se hablaba de General Motors como principal inversor junto con Amazon. La compañía de Jeff Bezos invirtió 700 millones de dólares en la start-up, mientras que GM no quiso apostar por Rivian.

Rivian, la start-up que crece sin hacer ruido

Rivian Ford RJ Scaringe (izquierda), fundador y CEO de Rivian, y Bill Ford.

Rivian fue fundada en 2009 por RJ Scaringe, cuando el Tesla Roadster original se daba a conocer, y mientras las otras startups hacían mucho ruido para llamar la atención de los medios e inversores, Rivian montaba su plan de negocio y se aseguraba de tener la financiación necesaria antes de hacer público cualquier avance.

RJ Scaringe, el joven (35 años) CEO y fundador de Rivian, es lo opuesto a Elon Musk. Este diplomado del MIT no es mediático ni busca la atención de los medios. Tras un primer prototipo de coche eléctrico, un deportivo 2+2, se dio cuenta que eso no tenía futuro y decidió volver a empezar todo de nuevo.

Rivian R1S

Sin apenas hacer ruido, diez años después Rivian cuenta con más de 500 empleados, con centros de desarrollo e ingeniería en Michigan, California y Reino Unido y compró hace unos meses la antigua factoría Mitsubishi de Normal (Illinois) donde la producción de los R1T y R1S debería comenzar en 2020 y 2021, respectivamente.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir