Sigue a Motorpasión

Toyota Verso 2013 presentación en Niza 06

Aún saboreando el postre, recién asimilados todos los datos y cambios, y sin tiempo para más, me pongo el abrigo y voy a coger las llaves de un Toyota Verso. He llegado rápido, así que puedo elegir. Me decido por un 2.0 D-4D, el diésel que han renovado, en acabado Advance y de color rojo metalizado, que intuyo será bonito. Bajo rápido las ecaleras y salgo al aparcamiento. No estaba equivocado, aún mojado por la lluvia que había caído, ese color rojo le queda muy bien al coche.

Como en ese momento apenas llovía, y temiendo que empeorara el tiempo más adelante, o peor aún, no disponer de un rato para ello, le saco unas fotos y enredo un poco en el habitáculo. Muevo asientos, veo qué tal está de espacio y altura delante, detrás, abato asientos, veo qué tal se pliegan las plazas de la tercera fila y analizo un poco el maletero.

Toyota Verso 2013: compacto pero espacioso

Me gusta lo que veo. Abatir las dos plazas de la tercera fila es muy cómodo, fácil y rápido. Basta tirar de una correa en el respaldo y ya tenemos un suelo plano en el maletero. Este está alto y casi enrasado con el borde carga. Debajo hay un pequeño doble fondo para herramientas y poco más. La unidad de la prueba no llevaba la lona enrollable cubremaletero que se quita y se pone según se lleven desplegados o no los asientos, así que nada puedo decir de ella.

Toyota Verso 2013 presentación en Niza 07

El espacio para las piernas de la tercera fila de asientos es muy justo, pero esto no creo que sorprenda a nadie que conozca como suelen ser estas plazas, pues es la tónica general. Tampoco hay mucha altura la verdad. Para niños están bien, y para adultos solo son recomendables para un desplazamiento cortito.

La segunda fila de asientos tiene algo de juego longitudinal, y se puede deslizar un poco hacia adelante o un poco hacia atrás, a costa de sacrificar el espacio para las piernas de la tercera fila. El espacio para las piernas es bastante bueno, y si el asiento se desliza hacia atrás entonces es muy bueno para lo que mide de largo este monovolumen.

La altura libre al techo también es buena y el suelo es muy plano. Los asientos están divididos en tres plazas independientes, de nuevo lo normal en el segmento. No recurren a soluciones más complejas como la plaza central que se puede transformar en reposabrazos, como en el Opel Zafira Tourer. Creo que para el uso al que está destinado este tipo de coche tampoco es muy necesario algo así.

Toyota Verso 2013 presentación en Niza 19

Las plazas delanteras son espaciosas, hay altura libre al techo de sobra y anchura más que suficiente. En ambos asientos se nota que la postura es muy elevada, incluso con la regulación de altura todo lo abajo que permite. Como conductor me costó acostumbrarme un poco al reposabrazos central, me estorbaba un poco. El apoyo lumbar del asiento me pareció un poco duro (no digo incómodo) y la sujección lateral correcta, no sujeta mucho como si fuera un asiento deportivo, pero lo hace lo justo.

Notable en calidad de acabado

En mi experiencia con los fabricantes japoneses uno se puede esperar sorpresas en cuanto a calidad visual de acabado se refiere, porque si bien esto no necesariamente indica mayor o menor calidad de fabricación y durabilidad, tan pronto te encuentras con plásticos de textura muy poco acertada, como con plásticos de lo más resultones.

Y en el caso del Toyota Verso 2013, y tal y como prometía la marca, parece que sí que han tenido en cuenta los gustos europeos y han cuidado la calidad de acabado. Todos los plásticos son agradables a la vista y de tacto bastante suave. La parte alta del salpicadero está acolchada, la parte baja y los paneles de las puertas son de plástico revestido, muy suave y muy aparente, y solo las partes más bajas son de plástico duro “sonoro”.

Toyota Verso 2013 presentación en Niza 17

Al verlo no puedo evitar preguntarme si la parte de plástico pintada en gris aluminio en la consola central, que a la vista parece no estar muy recubierta de laca o resina, se rayará con cierta facilidad como le pasaba a una pieza muy parecida que tenía el anterior Toyota Auris.

Las juntas están bien resueltas, no se aprecian defectos que desentonen, los botones tienen buen tacto y están ordenados. Algo que a mí me gusta personalmente es que no parezca que hay demasiados botones que no sabes para qué sirven, y en este coche no los hay.

Sobre el diseño en sí es muy difícil opinar, pues más allá de conceptos compositivos más objetivos, no deja de ser cuestión de gustos. Debo decir que me desconciertan un poco las dos salidas de aire que hay en el salpicadero en la zona del acompañante.

Toyota Verso 2013 presentación en Niza 15

Creo que hubiera quedado mas equilibrado haber colocado dos salidas en el centro, sobre el equipo multimedia, y solo una salida a la derecha (vamos, la solución más “convencional”). De hecho es que en ese lugar está una rejilla y “media” y el botón de las luces de emergencia, y queda un poco extraño.

Otro aspecto que tengo que reconocer es que no me suele agradar que el cuadro de instrumentos esté en el centro, lo prefiero justo delante de mí, tras el volante. En el Verso el cuadro está colocado a medio camino entre ambas posiciones y girado para que esté orientado hacia el coductor. Es de nuevo diseño y se ve muy bien. La tipografía es clara y sencilla, los números son blancos y bastante grandes, la iluminación es roja (naranja oscuro según se mire) y se lee sin que haya que girar la vista nada, pues coincide con la línea de visión de las señales del arcén. Así que este cuadro “centrado” me ha gustado.

Suspensión muy equilibrada

La versión que he probado tenía el sistema de acceso y arranque sin llave opcional, así que solo hay que pulsar el botón de arranque para encender el motor. Aunque se nota el trabajo de insonorización del motor, diría que al ralentí tengo la sensación de que ronronea aún un poco y que el diésel del Renault Scénic, por poner un ejemplo, es algo más silencioso. Eso sí, tampoco ronronea como el Opel Zafira Tourer.

Toyota Verso 2013 presentación en Niza 21

Noto los pedales un poco altos. El embrague es muy suave. El freno en cambio lo percibo un poco más duro que en otros modelos, no me parece mal, puede que solo sea cuestión de acostumbrarse. Empezamos a movernos, la dirección es muy suave, para mi gusto un poco blanda. Después de conducir un rato veo que no está tan irrealmente asistida como otras que he probado, y que es bastante rápida, aunque yo la preferiría un poco más dura y sensitiva.

El cambio de marchas me deja un poco decepcionado. Está colocado en una posición elevada que lo hace fácil de alcanzar, pero aunque el tacto de la palanca de cambios no es malo, para mi gusto es un poco “flojo” y no demasiado preciso, pues ha habido algún momento, intentando cambiar rápido, en el que no he tenido muy claro qué marcha iba a insertar (después de un rato le cogí el punto).

Conduciendo por todo tipo de carreteras, primero autovía y después poblado y carreteras secundarias entre las montañas con unas cuantas curvas, tengo que decir que el coche no va nada mal. Es un monovolumen, y es un coche pensado para familias, pero te da bastante confianza, seguridad y estabilidad trazando curvas. La suspensión es en verdad muy equilibrada, desde luego no es blanda y para algunos conductores tendrá un toque firme, pero contiene bien los movimientos de la carrocería sin que los baches tampoco se noten mucho.

Toyota Verso 2013 presentación en Niza 08

El motor también me está gustando mucho, sale muy bien desde bajo régimen y es muy suave y progresivo. Diría que no estira mucho y que pasar de 3.500 vueltas no aporta nada. En sexta velocidad todavía le queda algo de reserva de potencia para yendo en autovía poder acelerar un poco aún sin tener que bajar de marcha. En sexta, a 120 km/h el motor gira muy tranquilo a unas 2.000 rpm, lo cual está muy bien. Si se quiere más aceleración, hay que bajar una marcha.

Además en movimiento resulta ser un motor muy silencioso y tranquilo, que no transmite vibraciones al habitáculo. En marcha, incluso a 130 km/h en autovía (en Francia hay 130, que no se enfade nadie conmigo), es un coche muy silencioso. El motor se oye poco, el ruido de rodadura se oye poco y el ruido aerodinámico también. De hecho se llega a ese punto en el que se oye más el ruido de los otros coches al pasar, que el tuyo mismo. Así que buen trabajo en el apartado de insonorización.

El consumo también es otra de las cosas que me gusta de este motor. Promete 4,9 l/100 km de consumo medio, y durante nuestra prueba, no haciendo conducción eficiente, y con bastante desnivel en la ruta, según la computadora tenemos un consumo de unos 5,7 a 5,9 l/100 km, lo que me parece bastante razonable.

Y se nos acaba el día. Regresando al aeropuerto, muy justos de tiempo, nos pilla un atasco de tráfico en la autovía en la entrada a Niza que consigue ponerme de los nervios viendo pasar los minutos en el reloj, pero no los kilómetros. Menos mal que en este aeropuerto se llega muy rápido a la terminal y llegamos puntualísimos al embarque. Anochece y dejamos atrás la costa azul de regreso a Madrid.

Toyota Verso 2013 presentación en Niza 13

Precios y disponibilidad en España del Toyota Verso 2013

Todos los precios que os indicamos a continuación ya incluyen el descuento promocional de la marca vigente y los impuestos, pero no el Plan PIVE. Corresponden al modelo de siete plazas del Toyota Verso, que es el más vendido. Todas estas versiones también se pueden pedir con solo cinco plazas, descontando 700 euros en el precio.

Gasolina

  • 1.6 132 CV, Comfort: 18.950 euros.
  • 1.6 132 CV, Advance: 19.950 euros.
  • 1.8 147 CV, Advance, con cambio MultiDrive (CVT): 22.200 euros.

Diésel

  • 2.0 D 124 CV, Comfort: 21.200 euros.
  • 2.0 D 124 CV, Advance: 22.200 euros.
  • 2.2 D 150 CV, Advance, con cambio automático: 25.450 euros.
  • 2.2 D 177 CV, Advance: 24.450 euros.

El paquete Skyview cuesta 400 euros, el paquete Smart Line 2.000 euros y el Touch & Go 600. Desde ya mismo el nuevo Toyota Verso está disponible en los concesionarios de la marca en España.

En mi humilde opinión, y aunque este monovolumen es una muy buena opción, agradable de conducir y notable, creo que con la situación económica actual no estaría nada mal un poco más de descuento.

Toyota Verso 2013 presentación en Niza 10

Ver galería completa » Toyota Verso 2013 (presentación) (21 fotos)

Los gastos del viaje para esta presentación han sido asumidos por la marca. Para más información consulta nuestra guía de relaciones con empresas.

En Motorpasión | Toyota Verso 2013, presentación y prueba en Niza (parte 1)

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

6 comentarios