Sigue a Motorpasión

Allá por 1975, un loco del Motor llamado Bob Chandler comenzó a diseñar el Bigfoot, el monster truck por excelencia, sobre la base de un Ford F-250, y dio a conocer a su criaturica en 1979. Desde entonces, Bigfoot ha sido sinónimo de ruedas grandes, potencia descomunal y ruido ensordecedor… hasta ahora. Bob Chandler ha creado la versión eléctrica de Bigfoot. Sí.

Funciona gracias a 36 baterías con una diferencia de potencial de 360 V y una intensidad de 1.400 A que dan lugar a un par de (jo…) 1.085 Nm (…dó). Esto viene a ser como poner a centrifugar mi lavadora cargada de toallas y albornoces… pero con consecuencias funestas para los dos Ford Taurus que se prestaron para la pelea cuando vieron que su contrincante era un eléctrico.

La presentación oficial del Bigfoot eléctrico se llevará a cabo en 2013, así que lo que vemos aquí es una simple puesta a punto. El Bigfoot eléctrico pisa igual de fuerte que el de toda la vida, pero sin V8, sin gritar ni echar humo. ¿Llegará a despertar entre los amantes del despachurramiento de coches la misma pasión que ha sabido mantener el Bigfoot de gasolina?

Vía | Motorpasión Futuro, Gas2.org
Más información | Bigfoot 4×4

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

29 comentarios