Sigue a Motorpasión

Dacia Lodgy

La filial de Renault, Dacia, tiene un objetivo muy claro, proporcionar a sus clientes coches que tengan lo esencial para poder ofrecer precios competitivos. En apenas un mes, llegará el Dacia Lodgy, que por supuesto, hace suya esta filosofía.

Hablamos de un monovolumen de 4,50 metros, que puede transportar a un máximo de 7 pasajeros, que parte de la misma plataforma que el Dacia Duster, y utiliza motores Renault.

Por supuesto lo más interesante de este modelo es que parte de un precio bajo, cuestión esta que trataremos con más detenimiento en la siguiente parte. No obstante, un pequeño adelanto. Aunque el precio de base de es de 9.900 euros, la horquilla de precio llega hasta los 15.700 euros. Dicho esto, y para no adelantar acontecimientos, empecemos a desgranar lo que da de sí el Dacia Lodgy.

Dacia Lodgy

Aspecto exterior

Como hemos dicho se trata de un monovolumen de 4,50 metros, que seguramente, os parecerá poco vistas las fotografías. Efectivamente el Dacia Lodgy parece más grande de lo que realmente es, o al menos esa es la impresión que yo tuve en directo.

Supongo que sus formas cuadradas ayudan a que sus 1,75 metros de ancho y 1,68 metros de alto rindan visulamente mucho más de lo que parece a primera vista. Esta es la primera impresión, pero la segunda es que no es un vehículo barato.

A diferencia de alguno de sus hermanos, el diseño del Dacia Lodgy no da necesariamente la impresión de que estamos ante un coche barato. El frontal y las ópticas delanteras se han trabajado bastante, y de hecho, tiene su propia personalidad.

Dacia Lodgy

Donde sí que se ha ahorrado es en los colores disponibles, que por el momento sólo serán siete, y todos con tonalidades bastante parecidas (siempre entre el azul y el gris). No es que sean colores poco agradables, pero quizá se echa de menos alguno más alegre.

Si seguimos mirando el exterior del Dacia Lodgy, nos encontraremos con una parte trasera más sosa que la delantera, en parte por culpa de unos faros que no transmiten nada y en parte por un portón de generosas dimensiones, que en realidad, resulta muy práctico.

Impresiones del interior

Este es uno de los puntos fuertes de este Dacia. Esto no es así porque tenga un interior especialmente cuidado, si no es uno de los mejores vehículos para transportar a siete pasajeros teniendo en cuenta sus dimensiones exteriores.

Dacia Lodgy

De hecho, dos adultos de estatura media se encontrarán bastante cómodos, y no deberán llevar las rodillas especialmente flexionadas. Además tienen huecos donde dejar objetos y hay salidas de aire específicas para ellos, con lo que no hay una gran diferencia en términos de confort respecto al resto de pasajeros.

Por otro lado el acceso a estas plazas es muy bueno, ya que los asientos de la segunda fila se pueden plegar por completo, dejando un hueco bastante grande por el que pasar.

La única pega es que el proceso de cambio de configuración de los asientos no es especialmente rápido, ya que hay que realizar varias operaciones antes de completar el proceso (incluyendo colocar los reposacabezas de la tercera fila de asientos). Para ser justos, no es el peor vehículo en este aspecto. De hecho un SEAT Alhambra me parece tan sólo algo mejor.

Dacia Lodgy

El resto de ocupantes también disfrutarán de bastante especio dentro de este Dacia Lodgy (especialmente en altura libre al techo). Quizá ese tratamiento preferencial a la tercera fila ha perjudicado algo el espacio de los ocupantes de la segunda fila, pero al final, de algún lado tienen que salir los centímetros.

Visto lo referente a espacio interior, nos toca ver cómo es el Lodgy por dentro. Lo primero que hay que decir es que hay algunos cambios importantes dependiendo de la versión de equipamiento que elijamos (Base, Ambiance y Laureate).

En la más básica no hay ningún cromado, y hay algunos plásticos que son claramente baratos. El ejemplo más claro es el tirador de la puerta que está hecho de un plástico duro que no da sensación de robustez.

Dacia Lodgy

Sin embargo, en la versión más cara (no pudimos ver la intermedia), la sensación es diferente. Es un coche barato sí, pero no parece mal construido. El tacto de los plásticos es razonablemente bueno, no hay reflejos incómodos ni bordes afilados.

Por otro lado el tacto de los botones de la consola central es adecuado. Es lo suficientemente preciso como para manejar los botones con facilidad y no dan sensación de ser poco perdurables.

No me ha convencido tanto el tacto de los botones del mando incrustado en la columna de dirección que se encarga de controlar las funciones del teléfono y el equipo multimedia.

Los botones son muy grandes y algunos de difícil acceso y además, y principalmente, el accionamiento es demasiado suave, y es fácil no accionarlos con precisión. No obstante, como tantos otros pequeños fallos en este coche, podemos decir que son pequeños pecados inherentes al precio que tiene.

Dacia Lodgy

Nos sentamos a los mandos del Dacia Lodgy

Alguno dirá: “todo esto está muy bien, pero cuando me siente al volante, ¿qué sensación voy a tener?”. Pues depende de la versión, aunque ambas percibirás una grata sensación de espacio. En la más barata, te encontrarás con un asiento y un volante que no son ajustables en altura, y seguramente recordarás viejos tiempos en los que sólo la banqueta se podía mover.

Si por el contrario te sientas en la versión más cara, estos ajustes te ayudarán a encontrar una posición más cómoda, aunque quizá no la que tu querrías. Personalmente no he acabado de encontrarme a gusto sentado a los mando.

Todo queda a mano, es verdad, pero he echado de menos que el volante fuera regulable en profundidad, y más sujeción lateral en los asientos. Supongo que el sinuoso recorrido también tiene parte de culpa.

Por lo demás, resulta un coche bastante agradable de llevar. El accionamiento del volante, la palanca de cambios y los pedales es suave, y aunque el asilamiento sonoro no es excelente, tampoco es un gran problema ya que, al menos con los motores que hemos probado (dos dCi de 90 y 110 CV un 1.6 MPI de 85) es un coche silencioso.

Dacia Lodgy

Es cierto también, que las condiciones de Marruecos no nos han permitido alcanzar más de 100 km/h, y desconozco si a más velocidad el ruido aerodinámico, o de rodadura, será más molesto.

Probar coches en Marruecos también tiene sus ventajas claro está. En un momento dado, la temperatura exterior era de unos 27 grados y a pesar de que los coches habían estado aproximadamente una hora al Sol, el sistema de climatización fue capaz de enfriar el habitáculo con bastante facilidad. Habrá que probarlo en verano para confirmar esta sensación, pero en principio, lo daremos por sentado.

Capacidad de carga

Otro de los puntos fuertes de este vehículo teniendo en cuenta su tamaño exterior. La boca de carga es amplia y el suelo del maletero queda bastante bajo, y sus formas rectangulares permiten introducir objetos voluminosos.

Dacia Lodgy

En concreto, el Dacia Lodgy, en configuración de cinco plazas tiene un maletero de 827 litros hasta la cortinilla (ISO 3832), mientras que en configuración de siete plazas nos quedan 207 litros, lo que no es suficiente para llevar el equipaje de tanta gente, aunque sí para transportar algunos objetos cotidianos (mochilas de escolares, bolsas de deporte etc.)

Para lo que necesiten mucho espacio, existe la posibilidad de plegar las dos filas de asientos traseros, en cuyo caso el maletero alcanza los 1.861 litros. Si además desmontamos los asientos de la tercera fila ganaremos algo más de espacio.

En la siguiente parte veremos cómo se comporta este Dacia con los dos motores diesel que hemos probado, y detallaremos el equipamiento, y el precio, de este monovolumen.

[[gallery: dacia-lodgy-1]]

Continuará…

En Motorpasión | Dacia Lodgy, más datos e imágenes reveladas en Ginebra

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

46 comentarios