"Y tenían un plan". Ya no habrá Renove para comprar coches nuevos en 2013

Sigue a Motorpasión

Ventas de coches: de mal en peor

Y en el 2012 la cosa será aún peor: se estima que las ventas serán de unos 700.000 turismos

Que no, que sí, que no otra vez. No tenemos un plan, no lo queremos tener, bueno igual sí que lo tenemos, ya no lo tenemos… Hace unos pocos días el ministro de industria, energía y turismo, José Manuel Soria, declaraba en Telemadrid que el Gobierno de España se estaba planteando un plan de actuación para incentivar las ventas en 2013.

Es decir, un plan similar al anterior Plan Renove, y que estaban estudiando podría ser de unos 200 millones de euros, aunque incluso podría aumentar gracias al retorno positivo del incremento de las ventas, es decir, que al venderse más coches también se ingresa más vía impuestos (IVA) y ese dinero se puede reinvertir en más ayudas que sigan ayudando a más ventas.

Pues el mismo ministro hoy, hace unas pocas horas, ha declarado en RNE que no habrá plan Renove en 2013. Según el ministro “Por más que nos gustaría plantear un plan de esta naturaleza, hoy la situación de los recursos disponibles por parte del Gobierno no lo hacen posible”.

Ford Fiesta

O sea, que sí, que tener un plan renove estaría muy bien, pero como “no hay dinero no puede haber ayudas a la compra. Y ha recordado también el recorte del 25% en el presupuesto del Ministerio y que todavía habrá que realizar más “ajustes adicionales” en las cuentas del mismo para 2013.

Aún así el ministro, quizás para curarse en salud, quizás porque parece que la improvisación sea la marca de la casa de la mayoría de los políticos en este país desde hace ya varios años, sean del partido político que sean, o quizás porque en esta crisis no haya forma de no improvisar, ha dejado caer también un “cuestión distinta es que fuera necesario” (o sea que no, pero…).

Y aquí es dónde habría que preguntarse qué se entiende por “que fuera necesario”. Las ventas de automóviles en España van de mal en peor, y solo el efecto “que sube el IVA” (léase con el mismo tono y soniquete de “que viene el lobo”) las ha animado en agosto porque muchas personas han adelantado la compra para ahorrarse el dinero que implicaría la subida del 18 al 21% del impuesto. Pero eso se acabó, ha tenido su efecto en agosto y ya está.

Los coches de lujo Los coches de lujo son de los pocos que aguantan en plena crisis (en otro orden de cosas: mira que es bonito este Porsche 911 Carrera Turbo S Cabriolet de color negro)

Sembrar para recoger

Lo cierto es que las ventas de un producto, en este caso un coche, no deberían depender de las ayudas a la compra que el Estado tenga que poner sobre la mesa. De hecho, también se podría discutir que si un sector disfruta de ayudas, por qué otros sectores diferentes no pueden disfrutar de las suyas.

No voy a entrar en esa discusión, pero sí en que para recoger, antes hay que sembrar. El sector del automóvil, tanto fabricación como comercialización, tiene un peso bastante relevante en nuestra economía y mantiene un número importante de empleos.

Pero además como se trata de un sector industrial y tecnológico, su buena marcha sirve para mantener todo el tejido industrial y productivo de nuestro país (también hay muchos proveedores detrás), del que más de una vez me habréis oído decir que podemos estar orgullosos por su calidad y competitividad, que no solo fabrica coches para España, sino para exportarlos al extranjero (del orden del 85% a 90% de los coches que se fabrican en España son para vender fuera).

Y también lo he dicho ya más de una vez: no podemos meter en un barco que cruce medio mundo los chalets de la costa del levante para venderlos allí donde esté el dinero (China, Rusia, India, Estados Unidos, o donde sea) pero sí podemos meter coches, trenes de alta velocidad, paneles solares, aerogeneradores, o cualquier otro producto o tecnología donde España esté entre los mejores.

Renault Twizy negro El Renault Twizy se fabrica en España (Valladolid) y podrá gustar más o menos, pero ya se han vendido más de 7.000 unidades en Europa en poco más de cuatro meses

No debemos olvidar tampoco que está comprobado que las ayudas a la compra de automóviles suponen al final muy poco gasto para el Estado, pues si bien primero tiene que gastarse cierta cantidad de dinero, el incremento en las ventas supone también un incremento en la recaudación por IVA, y finalmente cuadran los números.

Y además hay un efecto beneficioso en esto y que al vender coches (y es extrapolable a otros productos) se activa un poco la economía y reciben beneficios otros sectores: se vende un coche, se contrata un seguro, se consume carburante, se va al taller a realizar las revisiones, se cambian neumáticos… Estas empresas y estos trabajadores tienen ingresos que a su vez pueden gastar en otras cosas (por ejemplo pagar deudas de sus negocios, o consumir) y así se ayuda a poner en marcha la maquinaria.

Lo voy a explicar con una metáfora. Imaginemos que la economía es una gran rueda de piedra, muy pesada y que cuesta mucho trabajo hacer que ruede. Si intentamos empujarla para que se mueva puede que no lo consigamos.

Pero si el Gobierno pone las condiciones adecuadas para ayudar a que ruede, por ejemplo con un suelo más liso y con una muy ligera pendiente (que no frene la rueda) y si además ayuda con un empujoncito para superar la resistencia inicial, por ejemplo ayudando con una palanca que multiplique la fuerza, de pronto la rueda sale del atolladero, se mueve, y ya no cuesta tanto trabajo que siga rodando.

Pues algo así son las ayudas a la compra, incentivos, subvenciones, y similares. No hay que abusar de ellas ni depender de ellas eternamente, pero en algunos momentos son necesarias y útiles como la palanca de la metáfora, para ayudar a arrancar.

Vía | El Mundo
Imagen | Alex Bartok (fondo de la gráfica)
En Motorpasión | GANVAM Y FACONAUTO opinan sobre las declaraciones del ministro Soria sobre el nuevo Renove

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

46 comentarios