Sigue a

Sebastian Vettel GP de Baréin

Hoy, el Gran Premio de Baréin nos ha servido para vivir un Dèjá Vu en toda regla. Si hace un año Sebastian Vettel ganaba la carrera escoltado por los dos pilotos de Lotus, Kimi Raikkonen y Romain Grosjean, hoy el podio se ha repetido, un hecho cuanto menos anecdótico. La realidad dice que como ocurrió hace 12 meses, el piloto alemán no ha tenido rival y el único que podría plantear algo de batalla, Fernando Alonso, ha dicho “adiós” a las primeras de cambio.

La carrera comenzaba con Nico Rosberg defendiéndose de los ataques de Sebastian Vettel y Fernando Alonso. De hecho, ambos pilotos nos deleitaban con la primera, y limpia, lucha de las muchas que hemos vivido durante el gran premio. Rosberg no aguantaba demasiado en la posición de privilegio y a partir de ahí se hundiría. Vettel tomaba el mando y para Alonso la carrera, que pintaba bien, se tornaba en un desastre cuando, su DRS se quedaba bloqueado en posición abierta y le obligaba a realizar su primera parada en boxes antes que nadie.

Pero cuando las cosas van mal, siempre pueden ir peor, y el DRS se volvía a quedar bloqueado lo que obligaba a Alonso a parar en boxes una segunda vez en tan sólo dos vueltas. Adiós a cualquier opción de bien resultado. Mientras tanto, por delante Vettel volaba hacia la victoria y tal y como sucedió hace una semana en China con el propio Alonso, nada ni nadie iba a poner en riesgo la victoria.

Por detrás, la sorpresa tenía nombre y apellidos: Paul Di Resta. El escocés de Force India, favorecido por su estrategia a dos paradas, se llegaba a colocar segundo y durante toda la carrera aspiró a las posiciones de podio. Una lástima que que el gran premio se le hiciera algo más largo de la cuenta y en última instancia no pudiera defender la posición con Romain Grosjean.

Al piloto que sí le salió bien la estrategia a dos paradas es a Kimi Raikkonen. El finés sigue con su temporada regular. Su segunda posición de hoy le permite mantenerse segundo en la general y ya es el tercer podio, con victoria incluida, del año. De nuevo, y tal como sucediera en Australia en el primer gran premio de la temporada, el excelente tratamiento que hace su monoplaza de los neumáticos de Pirelli, le permiten aprovecharse de estrategias más osadas y gana en carrera lo que no puede conseguir en clasificación.

Mención necesaria requieren las luchas que hemos vivido entre Sergio Perez y Jenson Button. Ambos pilotos nos han dado una lección básica, y rápida, de cómo dos pilotos de la misma escudería pueden luchar de tu a tu en la pista de manera limpia y “sana”. Y esto último lo entrecomillo ya que el piloto inglés ha pedido al equipo que calmasen a su compañero. A pesar de perder esa batalla, al final el joven piloto mexicano ha

Más información en Motorpasión F1

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

9 comentarios